reportaje

Los niños lectores cambian su mundo en Honduras

Albany Flores Garca

Alejandra Ponce, niña del sexto año de la Escuela Vida Abundante del Municipio de la Unión, que comenzó a leer en la biblioteca Teresa Madrid de la misma comunidad, cree que “leer es lo mejor del mundo, por los detalles. Los detalles –dice– son extensos. Uno puede imaginar todo, conocer todo. Leyendo uno puede crear un mundo mejor, que no sea tan feo como Honduras. Un mundo lindo pero no cursi”, dice. Para un pequeño país que es noticia en el mundo por sus miles de muertos, las bibliotecas infantiles son un aliento, una esperanza aleccionadora

más »

© 2017 fronterad. Todos los derechos reservados.

.