Alarife

0
99

*

Igual que en cueva o castillo mágico | todo iba a cambiar en aquel sitio | todo iba a cambiar porque en el sueño | las cosas imposibles ocurren fácilmente.

José Agustín Goytisolo

*

fuese un alarife sabio | que edificara al compás

Jorge Guillén

*

Hubiera querido ser arquitecto, no estudiar periodismo, no tener la cartera y el cajón llenos de carnés de bibliotecas.

Llevar a cabo, construir, alzar, distribuir, aprovechar el sol y la lluvia, sostener, no cayese, no se cayese.

Que sirviera a otros, un lugar, unas paredes, calles, unas habitaciones, unas vistas, ventanas, unas puertas abiertas útiles con alféizares elegantes.

Construir y que estuviese ahí.

No esto de escribir perfiles de aire como Cernuda.

Reconquistas julianescas como J. Goytisolo.

Entonces salgo de casa, tiro algún libro por la ventana o dos, y voy a ver y vivir una obra de arquitectura interesante.

Mientras quisiera estar en la mezquita de Córdoba o el Le Corbusier de Berlín, coger el metro de Oporto de Souto de Moura.

Recorrer los trazados urbanos de Venecia, Albayzín o el Casco Vello de Vigo.

No imaginar la torre Eiffel (o las Torres Blancas de Oiza) al revés, sostenida sobre una aguja solo en palabras e imposible, cayéndose

caída.

Al fin y al cabo.


Igrexa de Navia (1969), Antón Román Conde

Cómo llegar: en autobús

Qué llevar: nada

Cómo volver: lloviendo (es decir, en nube)

*

Print Friendly, PDF & Email

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, deja tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí