‘Almacén. El lugar de los invisibles’

0
77

Después de haberle otorgado el Premio de las Artes de Castilla y León que reconoce la ejemplaridad del Museo Nacional de Escultura en la conservación y difusión del patrimonio, María Bolaños, directora del Museo, sigue atrayendo cada vez más espectadores y visitantes fascinados. Sobre todo gracias a la muestra organizada por la misma Bolaños que recoge las obras custodiadas en el almacén del museo que, hasta hoy, eran invisibles para el visitante. Uno de los visitantes más entusiastas fue, sin duda alguna, Vicente Molina Foix,  que desde las páginas del País nos deja una descripción de la muestra que asegura inolvidable: “Se trata, a mi juicio, de la mejor exposición artística del año, la más audaz, la más inteligente, la más inesperada. Todo lo ahora expuesto en el Colegio de San Gregorio de Valladolid es hermoso y antiguo, pero llevaba años o siglos sin exhibirse en ninguna parte. Eran imágenes de comparsa, retazos inservibles de un altar o la espalda de un monje o una santa quienes sólo se vio en el templo, si acaso, la vestidura litúrgica o las llagas, y rara vez el vacío posterior de la madera ni la parte rugosa de la piedra. […] En esas gradas no hay divos. No hay berruguetes reverberantes ni piezas renombradas de Pedro de Mena, Martínez Montañés o la Roldana, aunque sí unos franciscanos muy sufridos de Pompeo Leoni y un sayón suelto de un paso de Semana Santa gesticulando con excepcional malicia. Qué gran reparto de característicos. Y qué buen anticipo de lo que sigue en las dos últimas salas hasta llegar al clímax, que, sin destriparlo aquí, puede decirse que es un desenlace «de libro» y un recuento de lo incompleto, lo fragmentario y lo desechado: miembros sueltos, rostros sin tronco, ménsulas, añicos, supervivientes –escribe María Bolaños en el capítulo final del valioso catálogo– de ‘catástrofes naturales, expolios bélicos, negocios oscuros, especulaciones urbanísticas, intolerancias y desidias’. Lo que inevitablemente hace pensar, concluye la historiadora, en ‘ese papel de asilo y desagravio que cumple el museo’”.

 

Cuándo: Hasta el 17 de noviembre

Dónde: Museo Nacional de Escultura, Valladolid, Madrid

Print Friendly, PDF & Email

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, deja tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí