martes, agosto 9, 2022
Autores Publicaciones por Alfonso Vila

Alfonso Vila

50 Publicaciones 3 COMENTARIOS
Nací en 1970 en Valencia. He vivido en Orihuela, Madrid, Bruselas, Alicante, Barcelona y Debrecen (Hungría). He escrito en muchas revistas, como: “Cuadernos del matemático”, “Hypérbole”, “Papel de Periódico”, “La Soga” , “Le Miau Noir”, “Circe”, “Kopek”, y “Jot Down” . También he ganado algunos premios, como “Miguel de Cervantes”, “Jaume Roig”, “Vila de Canals”, “Diputación de Castellón”, “Ciudad de Getafe”, “Cortes Valencianas”, “Marco Fabio Quintiliano”, “Dionisia García”, “Mariano Roldán” y “Villa de Cox”). He publicado novelas, libros de poesía, de relatos y de ensayo. También hago fotos.

Caminos de Hierro (boceto tres): El ferrocarril santander-Mediterráneo

  Para viajar en el Santander-Mediterraneo, en el caso de salir desde Valencia, primero tendríamos que utilizar los servicios del ferrocarril Central de Aragón. Desde...

Caminos de hierro (boceto 2): El tren de los ingleses y el Xixarra

  Hasta 1969 Gandía debía ser una especie de paraíso para los amantes del ferrocarril de vía estrecha. Yo nací justo en 1970, cuando estos...

Caminos de hierro (boceto 1): Teruel-Alcañiz

  Aquí no hay vía verde. Solo un camino de tierra en algunas partes del trazado. Los túneles son en su inmensa mayoría obstáculos totalmente...

Túneles, túneles, túneles

  Cuando se empezaron a construir ferrocarriles, la opinión general era que el tren nunca podría superar las grandes montañas. Las primeras vías se tendieron...

Puede que seamos débiles, pero no somos idiotas (algunas palabras furiosas en defensa del...

  Fuentes de Adif han negado de forma rotunda que la línea vaya a ser desmantelada. “Todo lo contrario. Incluso habrá un plan de inversiones...

No hay concierto en Aranjuez

  NOTA PREVIA: este texto lo escribí el 10 de julio del 2020 después de hacer el que no sabía (ni imaginaba) que iba a...

El arte perdido del viaje

    Si escribo para encontrarme a mí mismo, para buscar mi naturaleza más íntima, viajo justo para lo contrario: para olvidarme de mí, para dejar...

Cuando tu trabajo esconde tu otro trabajo: Los trenes de Wang Fuchun

¿Cómo es que yo no he conocido hasta ahora a Wang Fuchun? Naturalmente es una pena saber que este fotógrafo está muerto, aunque cuando lo escucho hablar en uno de los documentales que he encontrado en la red, me parece tan lleno de vitalidad y con tanta pasión por su trabajo que, inmediatamente, me tengo que recordar que todo lo que hagas en esta vida tendrá el mismo final.

Fotos contadas: ¿La bandera del náufrago?

Cuando me tropiezo con esta pequeña bandera, ¿es también un símbolo del orgullo de unos ciudadanos o es un grito de alarma, una petición de ayuda, un recuerdo de que ahí vive gente, un “estamos aquí, no os olvidéis de nosotros”?

El último tren nocturno

Aparecieron las luces de los vagones de pasajeros, de esos vagones antiguos que eran largos y tenían compartimentos, donde a veces dormía la gente apelotonada en asientos o a veces podía tener una pequeña litera en un espacio muy reducido y compartido con otras personas, casi siempre desconocidos. Fue una visión muy fugaz, porque el tren pasó a toda velocidad, pero es una imagen que conservo muy bien en la memoria, porque le pregunté a mi padre dónde iba ese tren y me dijo que era el expreso nocturno a Madrid, y que él lo había tomado muchas veces. Y eso abrió un horizonte infinito en mi vida.