sábado, enero 22, 2022
Autores Publicaciones por Anxo Pastor

Anxo Pastor

121 Publicaciones 0 COMENTARIOS
Responsable de La nube habitada. Lugo, 1959. Es poeta, dibujante y pintor. Dirige la galería de arte Arcana. Publicó los libros: Os poemas da secta, Arcana; O Cavalo económico y Sombra fértil. Coordinó e ilustró la hoja de poesía A Rama no aire (1998-2007). Colabora con Alberto Augusto Miranda y Aurelino Costa en los libros Pitoes das Júnias y Na Terra de Genoveva.

Laia Maldonado: «Cants de traspàs»

"¿Y cómo era, Silvie?// Cuentan que a menudo le encontraba acurrucada en el césped invocando el invierno,/ que era ella quien abre flores en la noche.// Cuentan que escuchaba el murmullo tétrico de los glaciares.// Andaba siempre descalza.// Silvie nunca dormía"

Robert Walser. Poemas (1909)

Crudo invierno. En la ventana se hunden esas flores/ delicadas, inmensamente tiernas;/ la luna amarillenta como una enorme lágrima/ cuelga desde el jardín de espesa bruma.// Un jardín es el mundo, en el que ahora/ todo placer ha muerto,/ y cielo y voz se pudren. Son las flores/ su sentido pasmado en la ventana.

Poemas de Abraham Gragera

Ahora/ imagina que fuésemos capaces de renunciar a cualquier ilusión, incluso a la de ser inmunes a las ilusiones./ Que callamos, y al callar descubrimos que el silencio también lo disfraza todo.

«El centauro» de Maurice de Guérin

      El centauro, de Maurice de Guérin. –en versión de Jorge Esquinca.   Vine al mundo en las cuevas de estas montañas. Como el río del valle cuyas...

«Vacío» un poema de Luis Marigómez

      Vacío   tres cigüeñas hacen un nido arriba de la fachada de la iglesia que se ve desde la ventana de la cocina   traen tallos    ramas finas los disponen en redondel en...

José Luis Gómez Toré. Poemas de «Llamarse nadie»

"Son demasiados signos para este tiempo adicto a las catástrofes. El reflejo del sol en la piscina, las cargas policiales, los gritos de los niños en el agua, el río que se arrastra con pereza infinita entre los basurales de Maputo, la historia interminable de la sed", escribe José Luis Gómez Toré

Poemas de «Confía en la gracia», de Olvido García Valdés.

confía en la gracia se dijo y esa noche/ desapareció la prenda, pasó el día/ en labor de traducción carta/ de lejos, una palabra busca/ mi corazón, contienen los espejos/ el invisible gesto a plena luz que escamotea/ niños/ calcinados, todo en el campo ocurre a la vista/ del aire, y de los ojos la confianza qué es, qué es/ lo falso, qué hace de lo falso verdad

La hoja. Ludwig Hohl traducido por Jose Ángel Valente

    La hoja Un hombre se alejaba, en extremada soledad, del centro urbano; se sentó en un banco, al borde de uno de esos grandes bulevares...

Un cavallo nel cielo. Fabrizio Parrini

Delante del aparcamiento del autobús la lluvia ha excavado el barro y otra lluvia ha formado un lago de agua amarilla donde flotan páginas de periódico, briznas de hierba y cáscaras de castaños de Indias.

Ramón Andrés. Los árboles que nos quedan

Los árboles que nos quedan son aquéllos,/ los todavía no alcanzados. En sus claros se decide/ qué sombra infundir en cada uno de nosotros./ Tienen, a su modo, una voz de llamada hacia arriba,/ como el que arquea las manos en torno a la boca/ para ser oído en lo más alto y pedir que alguien/ se haga cargo de los que estamos aquí. Ultimados./ Todo árbol cobija a un muerto y lo mantiene/ en la savia, los hace suyo y lo ampara, le da un suelo/ de corteza y de hojas caídas para él.