miércoles, enero 26, 2022
Autores Publicaciones por José Mª Rodríguez Matarredona

José Mª Rodríguez Matarredona

31 Publicaciones 0 COMENTARIOS
José Mª Rodríguez Matarredona nació en 1976 en Sevilla, ciudad en la que se licenció en Ciencias Químicas. Ha intentado, sin éxito hasta ahora, ser escritor y delantero centro del Sevilla F.C. Actualmente es profesor de instituto de Física y Química y vive, desde el año 2002, en Aranjuez

1984 (George Orwell) y el Sistema Internacional de unidades

- ¿Y qué demonios es una ‘pinta’?- respondió el camarero inclinándose hacia delante con la punta de los dedos sobre el mostrador. - ¿Lo habéis...

67 versos en recuerdos de Dadá (Juan Eduardo Cirlot) y los números naturales

El uno se arrodilla dulcemente, el dos tiene las trenzas de papel, el tres llena de plata los triángulos, el cuatro no solloza, el cinco no devora el...

Llévame a casa (Jesús Carrasco) y el luto como agujero negro

La madre al lado, encorvada, disminuida por su propio luto. Su cercanía es un agujero negro que consume su energía. Me parece apropiada la imagen,...

El principito (Antoine de Saint-Exupéry) y el movimiento de los planetas

La primera vez que escuché hablar de El Principito fue en Verano Azul: un niño le preguntaba a su padre qué veía en el dibujo del principio del sombrero y/o la serpiente.

Decadencia y caída (Evelyn Waugh) y el problema del cazador y el mono

—«Apunta alto» ha sido siempre mi lema —dijo sir Humphrey—, durante toda mi vida. Probablemente uno no consigue todo lo que quiere, pero algo...

Vida (Keith Richards) y la influencia de los profesores de ciencias en la música...

Gracias al famoso fracaso escolar, al que los políticos ven como el gran enemigo de la educación, pudo forjarse una gran carrera de músico.

Los días perfectos (Jacobo Bergareche) y la infatigable aparición del óxido

El proceso de corrosión de los metales, su oxidación, es un fenómeno termodinámicamente inexorable, que solo es posible retrasar. Es algo parecido al envejecimiento. Me gusta el eslogan El óxido nunca duerme.

Blancanieves y las propiedades de las ondas

Una onda sonora humana tendría muy difícil alcanzar la intensidad adecuada para perturbar la superficie del agua. Además, sería una onda esférica que chocaría varias veces con las paredes del pozo.

Iluminada (Mary Karr) y el darwinismo como soporte de teorías bellas pero falsas

Sería bonito que existiera una justificación evolucionista para cada refrán o dicho: los que se pelean se desean, quien bien te quiere te hará llorar, piensa mal y acertarás...

El ladrón de morfina (Mario Cuenca Sandoval) y la Bioquímica

Porque todo lo que en el hombre hay de misterio es fruto de la química. ¿No estás de acuerdo? El amor. El instinto maternal. O el instinto de supervivencia. Todo lo que nos parece más grande que nosotros, lo que nos arrebata y nos hace sentirnos dioses es sin embargo, fruto de nuestra pura y sencilla carnalidad.