Biruté Mary Galdikas: La gran olvidada: «Estoy muy a favor de conceder derechos básicos adecuados a todos los grandes y pequeños simios»

0
195
Imagen cedida por Biruté Mary Galdikas en el Centro de Leakey en pleno corazón de la selva de Borneo.

Toda una vida dedicada en la defensa de los orangutanes y de su hábitat

Todos conocen a la popular Jane Goodall, llena de premios por su trabajo pero que desde hace años sólo realiza conferencias y eventos allí donde el Instituto Jane Goodall la manda. De Dian Fossey se la recuerda por haber sido asesinada cuando defendía a los gorilas de montaña que eran exterminados por cazadores furtivos y sin embargo, casi nadie conoce a Biruté Galdikas , que lleva más de 50 años estudiando y protegiendo a los orangutanes desde la primera línea… de su defensa, las selvas de Borneo. Estas tres mujeres han sido pioneras en el estudio de los grandes simios. Goodall con los chimpancés en Gombe, Fossey con los gorilas en las montañas de Virunga (Ruanda) y Galdikas con los orangutanes, que en lenguaje malayo significa “persona del bosque” o los pensadores de la jungla como también se les conoce por los aldeanos.

Fue Louis Lakey, gran paleontólogo, arqueólogo, escritor de reconocido prestigio, amante y estudioso de la evolución humana, quien las propuso a cada una de ellas el estudio de campo de los grandes simios. A estas tres primatólogas se las ha conocido también como “Los ángeles de Leakey”

Sólo Biruté continúa en la selva protegiendo a los orangutanes y su hábitat en el Centro de Investigación llamado “Campamento Lakey” creado en 1971 y que aún hoy está abierto, convirtiéndose de esta forma en el lugar de estudio más largo jamás realizado en el mundo por un investigador principal a una especie distinta a la humana.

Biruté Mary Galdikas, a sus 77 años, pasa su mayor tiempo en la selva como ella bien reconoce y es por ello tal vez, que no se la conoce tanto. Viaja también a Canadá y EE.UU, atendiendo a sus responsabilidades universitarias.

Lo que es preocupante por parte de la ciencia y de los gobiernos y entidades que proponen premios internacionales, es que Biruté no sea reconocida y premiada como se merece. Pero para ella lo único importante es la defensa de los orangutanes y donde habitan.

Es la presidenta de la Fundación Internacional del Orangután, presidenta de Honor del Proyecto Gran Simio España y miembro de la Junta Directiva del Comité Internacional del Corredor Biológico Mundial. Profesora de la Universidad Simon Fraser, en Burnaby, Columbia Británica (Canadá). Profesora de Universitas Nacional en Yakarta (Indonesia). Doctorado en antropología. Escritora con la publicación de un libro maravilloso traducido al castellano “Reflejos del Edén”.

Hace poco tiempo su marido falleció y a pesar de su pérdida siguió adelante manteniendo el Centro de Investigación en el que su compañero siempre permaneció a su lado.

Es una persona sencilla, amable, comprometida, llena de amor hacia la naturaleza y de abrazos naranjas que en todos sus wassap siempre acompaña.

Su libro, Reflejos del Edén, contiene numerosos mensajes al mundo, a la sociedad y no me quedo tranquilo, sin que tenga que exponer algunos de ellos, en esta entrevista que es un homenaje a una gran luchadora en la defensa de la biodiversidad de nuestro planeta y de nuestros hermanos evolutivos los orangutanes:

“En 1971, cuando llegué a Kalimantan, la parte de Borneo que pertenece a Indonesia, mi propósito era estudiar los orangutanes en su hábitat natural, pero enseguida involucré en el rescate y la reintegración de orangutanes nacidos en libertad y capturados por los humanos para tenerlos como animales de compañía o venderlos a zoológicos, circos y laboratorios. Siempre he pensado que rescatar a los orangutanes es tan importante como estudiarlos. Al trabajar para devolver a los cautivos al bosque, intentaba eliminar el comercio de orangutanes cautivos en la zona y proteger así a los aún libres”.

“Aún hoy, mientras escribo, estas criaturas, los orangutanes, viven en la sombra del dosel en las profundidades de los bosques de Borneo y Sumatra. Son nuestros familiares, nuestros parientes más próximos. Los parientes que nunca salieron del jardín del Edén por tanto, no perdieron la inocencia; los parientes que nunca construyeron herramientas complejas, que nunca utilizaron el fuego y que nunca hicieron la guerra. Son unos parientes que no buscan maestros, que no necesitan ser redimidos, que se aproximan a los ancestros que ya no están en esta Tierra y que nos indican en qué dirección nos movemos. Mi laboratorio es el pariente vivo que ha existido desde hace milenios”.

“En Indonesia aprendí a hablar. Aprendí que, ocurriera lo que ocurriese, si hablabas, retrasabas lo inevitable y, posiblemente, el desastre. Mientras hablabas, tenías oportunidad de convencer. En la sociedad Indonesia, la palabra se convirtió en el arma primordial en defensa de los bosques y de los orangutanes”

“Los orangutanes junto con otros grandes simios, son nuestros parientes vivos más cercanos. Los grandes primates nos recuerdan, más que cualquier otra especie, nuestra unión con la naturaleza. Dada nuestra cercanía a ellos, los científicos suelen utilizarlos en experimentos como sustitutos de los seres humanos. En cambio, no prestamos atención al “experimento de la naturaleza» que se está produciendo ahora mismo en los bosques tropicales. Al asistir al declive de los grandes primates hacia su extinción, estamos siendo testigos de nuestro propio futuro en un planeta cada vez más inevitable. Si actuamos para salvar a nuestros parientes más cercanos y sus hábitats tropicales, estaremos dando el primer paso para nuestra propia salvación”.

Imagen cedida por Biruté Mary Galdikas. Algunos orangutanes en libertad se acercan al Centro de Investigación y se sientan con Biruté para comer

Estas sabias palabras recogidas del Reflejo del Edén, de 644 páginas, nos invita a seguir luchando como ella en la defensa y protección de nuestros hermanos evolutivos y que no sean utilizados como cautivos para el beneficio económico y divertimento humano. Los pasos de Biruté, deben ser los pasos que queden marcados como huella en la defensa de nuestros hermanos evolutivos. Biruté merece ser conocida, aplaudida y premiada por todo lo que hace de forma silenciosa en mitad de la selva, protegiendo a sus habitantes en beneficio de las generaciones humanas futuras.

Escuchemos su palabra para convencer, su mensaje para actuar, su voz para construir un mundo mejor y su llamada para defender a los grandes primates y que sean reconocidos a nivel mundial sus derechos a una vida en libertad y libre de cautividad.

 

Entrevista a Biruté Mary Galdikas

1.- Eres una gran mujer en la que desde el primer momento te mostraste abiertamente en apoyo al Proyecto Gran Simio, hasta el punto que aceptaste ser la Presidenta de Honor del PGS/GAP España, a pesar de ser la Presidenta de Orangután Foundation International , dirigir el Centro de Rescate del Campo Leakey en el Parque Nacional de Tanjung Puting en Borneo y todos los compromisos que tienes en las diferentes Universidades de Canadá y Estados Unidos. ¿Qué fuerza te lleva a continuar a pesar de tus años a soportar todas las responsabilidades? ¿Cuánto amor puede desprender una persona como tú para continuar en la lucha de la protección de los seres vivos de la selva y en especial de los orangutanes?

Hace unos años, un destacado indonesio me miró intensamente a los ojos y me dijo: «Tienes pasión». Y luego repitió: «Pasión. Pasión. Pasión». Él me entendió. Toda mi vida, me preocupe intensamente por la Naturaleza, y a medida que crecía, me fascinaron los orangutanes. Los orangutanes se convirtieron en mi pasión, pero esta pasión creció a partir del hecho de que eran gente de la selva. He dedicado mi vida a proteger los bosques, especialmente la selva tropical de Borneo, donde viven los orangutanes y otros animales salvajes en Borneo, y a comprender mejor a los orangutanes para poder protegerlos de la mejor manera posible.

Cuánto amor puede dar una persona para proteger los orangutanes y sus bosques, es una pregunta que nadie puede responder por completo. He dedicado la mayor parte de mi vida adulta a comprender, proteger y salvar a los orangutanes de la extinción. Esto no es tan fácil como parece, porque está interconectado con lo que ocurre en la naturaleza y el mundo entero. Sin salvar los bosques, no podemos salvar a los orangutanes. Sin salvar la Tierra y la Naturaleza, no podemos salvar los bosques. Así que la pregunta es: ¿Cómo salvamos la Naturaleza?

2.- En “Reflejos del Edén”, cuentas tu historia y tu trabajo en la lucha por la conservación de los orangutanes de Borneo. ¿Para cuándo otro libro donde tus palabras nos lleguen al corazón?

Dentro de poco espero empezar a escribir otro libro sobre mi trabajo para salvar a los orangutanes y los bosques. Mientras tanto, mi trabajo en Borneo continúa con la ayuda de muchos otros.

Imagen de las tres grandes primatólogas que han estudiado a los grandes simios.

3.- Eres una mujer poco conocida en España. Cuando se habla de grandes simios, normalmente te dejan fuera, cuando en realidad nunca has dejado de estar en primera línea en la preservación de las selvas tropicales. Creo que es porque tu trabajo es poco conocido. ¿A qué crees que se debe ello?

Ciertamente, mi trabajo no es tan conocido en todo el mundo como el de mis dos compañeras la Dra. Jane Goodall y la Dra. Dian Fossey, que se han convertido en leyendas vivientes gracias a chimpancés y gorilas de montaña, respectivamente.

Durante los últimos 53 años pasé gran parte de mi tiempo en los bosques de Borneo trabajando directamente con los orangutanes y su hábitat forestal. No hablo español. Aunque he estado en España en tres ocasiones y en cada una de ellas he dado una conferencia. Mis estancias en España han sido muy breves. Mi libro Reflejos del Edén, ha sido traducido al español y publicado en España. De hecho alguien de México me regaló un ejemplar. Probablemente no soy muy conocida en España porque mi trabajo con los orangutanes tiene poca conexión con España o la historia española. Simplemente, paso la mayor parte de mi tiempo en los bosques de Borneo comparado con el tiempo que lo hago fuera.

Tengo muchos amigos en España y espero que en la próxima década mi trabajo sea más conocido en ese país.

4.- Fuisteis tres mujeres esenciales en dar a conocer la problemática y el estudio de las poblaciones de los grandes simios. Jane Goodall en el estudio de los chimpancés. Dian Fossey en los gorilas y tú sobre los orangutanes. Tres mujeres escogidas por el Antropólogo Leakey porque bien sabía que la mujer es más paciente a la hora de la observación. ¿Te arrepientes de ello? ¿Te hubiera gustado estudiar y proteger directamente a otros grandes simios?

Cuando era estudiante de posgrado en la UCLA, tuve la suerte de conocer y hablar con Louis Leakey, que se convirtió en mi mentor. Aunque me apasionan los animales, me interesaban más los orangutanes y menos los chimpancés y gorilas. Estuve en Ruanda y Uganda y observé gorilas de montaña. También tuve la suerte de pasar un tiempo con Jane Goodall en Gombe. Me encantaría observar a los simios africanos en su hábitat natural, pero no me arrepiento de haber elegido estudiar a los orangutanes. Los orangutanes son criaturas principalmente benévolas, cuyos comportamientos sociales y de búsqueda de comida en régimen semi solitario nos ayudan a comprender la evolución y la prehistoria humana. Gracias a mi trabajo con los orangutanes, indirectamente hicimos que se prestara atención a sus especies hermanas, los otros grandes simios…chimpancés, bonobos y gorilas.

Todos los grandes simios son iguales de importantes y deben ser protegidos en la medida de lo posible. Qué solo estaría nuestro planeta si nuestros parientes vivos más cercanos no estuvieran con nosotros para recordarnos de dónde viene nuestra naturaleza humana y lo poco diferentes que somos de los demás simios.

5.- ¿Cómo está la situación actual en Indonesia con respecto a las plantaciones de Palma de aceite, la deforestación de las selvas de indonesia y los incendios provocados?

La situación actual en Indonesia no ha cambiado respecto a años anteriores. Los bosques y las plantaciones de aceite de palma se establecen y/o amplían. Se producen talas ilegales. Los bosques y las cenizas ilustran el problema de la deforestación. Los incendios queman. Nada cambia. Sin embargo, a pesar de su trayectoria económica ascendente, el Gobierno indonesio ha tomado conciencia de la crisis de conservación y está tomando medidas para remediarla.

Pero, la gran pregunta es: ¿De cuánto tiempo disponemos? ¿Tendrá el mundo tiempo suficiente para salvar sus bosques antes de que sea demasiado tarde?

6.- En relación a los Tapanuli que se han descubierto recientemente al norte de Sumatra y que son muy pocos y están en peligro ¿Qué podemos hacer para su protección? ¿Cuáles son los inminentes peligros de su extinción?

El peligro inminente para la supervivencia de la población de orangutanes de Tapanuli es la deforestación. Las causas de la deforestación incluyen la tala ilegal y la limpieza del bosque para el establecimiento de plantaciones de aceite de palma. La gente también mata a los orangutanes por daños agrícolas. Además, se habla de construir una presa en la zona donde viven los orangutanes de Tapanuli.

Podemos animar al gobierno indonesio a crear zonas protegidas en la región donde viven los orangutanes de Tapanuli. La población de orangutanes de Tapanuli es muy pequeña, lo que significa que está mucho más cerca de la extinción que otras especies y subespecies de orangutanes. Para salvar a todas las poblaciones de orangutanes salvajes, incluida la de Tapanuli, debemos evitar el uso y el consumo de aceite de palma. Ahora que los orangutanes Tapanuli han sido identificados como especies distintas en el norte de Sumatra, se les prestará más atención. Somos optimistas para evitar la extinción de esta población.

Campamento Leakey en el Parque Nacional de Tanjung Puting

7.- El Campo Leakey donde se pueden realizar visitas concertadas… ¿Cuál es la principal función del mismo?

En 1971 establecí el Campamento Leakey como mi principal centro de investigación para estudiar las historias de vida de la población de orangutanes salvajes de la zona. También establecí allí un programa de rehabilitación y liberación de orangutanes desde 1971 hasta finales de la década de 1980. Los orangutanes ex-cautivos nacidos en libertad fueron rehabilitados y se les permitió volver a su hábitat natural por sus propios medios.

Establecimos una estación de alimentación para los orangutanes rehabilitados para que tengan la seguridad de una fuente de alimento en caso de necesidad. Después de algunos años, algunos orangutanes salvajes del lugar empezaron acudir ocasionalmente al punto de alimentación.

Después de muchos años del establecimiento del centro de investigación en el Parque Nacional de Tanjung Puting, donde se encuentra el Campamento Leakey, se ha convertido en un lugar turístico internacional. La investigación con orangutanes salvajes comenzó en 1971.  El campamento Leakey también atrae a muchos turistas, tanto internacionales como locales, que desean ver orangutanes. Los turistas tienen un horario restringido y su presencia se limita principalmente a la estación de alimentación, a la que acuden sobre todo los ex cautivos y sus descendientes, ahora en la tercera generación.

El Campamento Leakey es el lugar de estudio continuo más largo de cualquier población de animales salvajes en el mundo que se haya realizado por un investigador principal, es también la atracción más popular para los turistas internacionales en nuestra provincia de Borneo Central Indonesio.

8.- Ya sabes que en España estamos luchando para que se haga una Ley de grandes simios. Ahora mismo, el Gobierno tiene la obligación de en tres meses legislar la Ley en caso de que no haya nuevas elecciones. ¿Qué le parece esta medida? ¿La apoya? ¿Qué le diría al Presidente de Gobierno de España para que se consiga la Ley de grandes simios?

Estoy muy a favor de conceder derechos básicos adecuados a todos los grandes y pequeños simios. Espero que España apruebe cuanto antes dicha Ley de Grandes Simios. ¿Qué le diría al presidente de España para conseguir la Ley de Grandes Simios? Le diría que España será un ejemplo para el resto del mundo. Otras naciones, otros países mirarán a España como un precedente para establecer una legislación que proteja a todos los simios de una forma pionera y novedosa. Es lo que hay que hacer. Con esta Ley, España avanza hacia el futuro. España se convierte en el país en emular.

9- Proyecto Gran Simio está presente en España, pero también en Argentina, Uruguay, México, Colombia, Brasil, Francia, Israel, Mali…también en Sorocaba tiene un santuario de chimpancés cuyo Director es Pedro Ynterian, Secretario General del Proyecto Gran Simio Internacional. . . y donde hay más de 50 chimpancés rescatados de zoológicos y circos. Todos ellos trabajando de forma altruista. ¿Qué opinión te merecen?

El proyecto Gran Simio es un concepto extremadamente valioso. El Proyecto Gran Simio presenta una visión de la humanidad que necesita ser apoyada y extendida a todo el mundo.

La humanidad debe reconocer que los simios antropoides  son nuestros parientes vivos más cercanos en el reino animal y merecen los mismos derechos que los humanos. Cuando nos miramos en el espejo, lo que vemos es esencialmente poco diferente de un gran simio en términos de nuestras capacidades cognitivas y emocionales. No hay razón para negar a los grandes simios los derechos que nosotros, los humanos, hemos determinado como la base de la civilización humana.

A fin de cuentas, esos derechos deben reconocerse a todos los animales, pero el Proyecto Gran Simio es un ejemplo ilustrativo, una luz que nos da esperanzas de un mejor trato a todos los animales y nos guía hacia el futuro.

10.- Existen científicos que afirman que los chimpancés y bonobos deben pertenecer al mismo género “homo” como los humanos. ¿Estás de acuerdo?

No hay nada científicamente incorrecto en incluir a los chimpancés y bonobos en el mismo género «Homo» que los humanos. Los chimpancés y los bonobos son los parientes vivos más cercanos en el reino animal a los humanos y a los chimpancés se les ha llamado especies hermanas, comparten aproximadamente un 98,4% de similitud genética. Caballos, cebras y burros se incluyen en el género Equus, pero no comparten tanto material genético como los humanos y los chimpancés. Si podemos incluir a caballos, cebras y burros en el mismo género, no hay ninguna razón por la que no podamos poner a los humanos y a los chimpancés en el mismo género «Homo». Incluso podríamos incluir también a los gorilas en «Homo». Pero los orangutanes asiáticos son un caso atípico, ya que sus antepasados ​​​​se separaron de los simios africanos y de los humanos mucho antes de que los humanos se separaran de los simios africanos.

11.- Otra cuestión importante. Hay ya dos sentencias en Argentina en las que Proyecto Gran Simio a participó directamente, en la que se han declarado judicialmente a una orangutana llamada Sandra y a una chimpancé llamada Cecilia como “personas no humanas” y han salido de los zoológicos donde estaban recluidas a sendos santuarios. ¿Qué te parece?

Hay que elogiar a Argentina por declarar que una orangutana llamada Sandra y una chimpancé llamada Cecilia son ahora legalmente «personas no humanas». Al parecer, fueron trasladados de los zoológicos donde estaban inicialmente a santuarios,  según tengo entendido. Entiendo que los santuarios son un lugar mejor para ellos que los zoológicos. Estoy encantada con la noticia de que Sandra y Cecilia son personas no humanas. Todos los grandes simios son personas no humanas.

12.- La caza furtiva de los grandes simios de África (gorilas, chimpancés y bonobos) es una de las principales consecuencias de la desaparición de sus poblaciones libres. Recientes informes que hemos dado a luz a los medios de comunicación, informan que los CITES son falsificados por los gobiernos corruptos de origen. Los bebés que son capturados se falsifican como nacidos en cautividad y de esa forma se blanquea su procedencia y se pueden vender porqué así lo permite el Reglamento CITES. Desde Proyecto Gran Simio hemos denunciado que se anule del reglamento la posibilidad de venta en los nacidos en cautividad. ¿Qué le parece?

El hecho de que las autoridades africanas falsifiquen el origen de las crías de simios antropomorfos salvajes como si hubieran nacido en cautividad para poder venderlos legalmente es escandaloso. También lo es que CITES permita tales transacciones. Estoy totalmente de acuerdo en que la venta de simios africanos nacidos en África o cualquier cría de gran simio nacida en un país de hábitat sea anulada de las regulaciones CITES.

La existencia de una regulación CITES que permite a los bebés de gran simio nacidos en cautividad deja la puerta abierta al blanqueo de crías nacidas en libertad y proporciona un incentivo para la matanza continuada de grandes simios salvajes, especialmente de madres con crías.

Imagen cedida por Biruté. En esta instantanea vemos a una orangutana que le enseña su bebe a Biruté. Puede observarse sus bracitos abrazando a la madre. En el lado derecho, en naranja, situación del Parque Nacional donde esta el Centro en Borneo.

13.- ¿Cuáles son los principales peligros de las tres especies de orangutanes existentes en Indonesia (Orangután de Sumatra, Tapanuli y Orangután de Borneo).

El principal peligro de las tres especies de orangutanes que existen en Indonesia y Malasia es la deforestación. Los hábitats de los orangutanes consisten en selvas tropicales. El establecimiento de aceite de palma y otras plantaciones agrícolas industriales, la tala de bosques, la explotación y la apertura de tierras para la explotación forestal. La construcción de carreteras suele implicar la tala, el incendio de ambos, y destruye los bosques en los que viven los orangutanes y otros animales endémicos.

Los orangutanes necesitan los bosques. Se alimenta principalmente de fruta, hojas jóvenes y corteza. Como la mayor especie arborícola que depende de árboles y lianas para su subsistencia, no pueden sobrevivir sin bosques.

14.- ¿Cree que aún podemos salvar a las poblaciones libres de grandes simios?

Para salvar a las poblaciones salvajes de grandes y pequeños simios, debemos reconocer la importancia de los bosques y los árboles. La necesidad de repoblar y restaurar los bosques que han sido talados y/o quemados por las plantaciones de aceite de palma, tala, el desbroce y la minería a cielo abierto.

Los árboles son la tecnología de captura de carbono más eficaz que ofrece la naturaleza. Para salvar a las poblaciones de grandes simios y mitigar el cambio climático global, debemos proteger los bosques existentes y plantar árboles en zonas degradadas, taladas o quemadas. No hay otra solución. Sin árboles ni bosques, los humanos, al igual que los grandes simios, no podremos sobrevivir en un mundo con cambios climáticos.

Hay esperanza, pero tenemos que ponernos manos a la obra. En los últimos seis años, nuestra organización, OFI, ha plantado más de 900.000 árboles nativos en un esfuerzo por ayudar a los orangutanes y otros animales salvajes de Borneo.

15.- ¿Qué le parece la petición que hemos hecho a la ONU y la UNESCO para que exista una Declaración Universal de los Derechos básicos de los grandes simios y que además sean declarados Patrimonio vivos de la humanidad?

La petición a la ONU y a la UNESCO de una Declaración Universal de los Derechos Fundamentales de los Grandes Simios y que sean declarados Patrimonio Vivo de la Humanidad es muy importante. Apoyo firmemente esta petición.

16.- Proyecto Gran Simio está también en el Comité Internacional del Corredor Biológico Mundial, en la que la sede internacional se encuentra precisamente en Orangután Foundation International. ¿Qué opinas de este Proyecto?

La sede norteamericana del Corredor Biológico Mundial está en la oficina del Orangután de la Fundación Internacional en Los Ángeles. El Corredor Biológico Mundial es un proyecto visionario que unirá toda la tierra y el océano en torno al ecuador como una zona biológica protegida. Sylvia Earle, destacada bióloga marina y conservacionista de los océanos, es la presidenta honoraria del Comité Internacional del Corredor Biológico Mundial, que representa a los océanos del mundo. Yo soy igualmente presidenta honoraria del Comité Internacional que representa a los bosques que rodean la línea ecuatorial en tierra.

No hace falta decir que apoyamos este extraordinario proyecto.

17.- ¿Qué les diría a todas aquellas personas y jóvenes que no conocen tu trabajo y que gracias a esta entrevista te conocerán mejor?

Los orangutanes son los únicos grandes simios de Asia. Son uno de nuestros parientes en el reino animal. Los orangutanes son diferentes de los humanos en muchos aspectos, sin embargo, en muchos otros, son un espejo de nosotros mismos. Son muy inteligentes, tienen emociones similares a las nuestras, tienen fuertes lazos madre-hijo, y pueden ser muy gentiles y benignos unos con otros. Como todos los animales, merecen nuestro amor y protección.

Los orangutanes sólo se encuentran en las selvas tropicales de Borneo y Sumatra. La existencia de estos bosques no sólo es crucial para las poblaciones silvestres de orangutanes, sino también por ayudar a mitigar el cambio climático que permitirá a la Naturaleza y a todos los animales, incluidos nosotros mismos, sobrevivir y prosperar.

Llevo estudiando a los orangutanes salvajes desde hace casi 53 años. Si conocieras a los orangutanes tan bien como yo, te encantaría, los amarías. Son lo que éramos; no han cambiado mucho genéticamente a lo largo de millones de años. Están más cerca de nuestros antepasados ​​​​humanos que nosotros.

Cuando miras a los ojos de un orangután, ves a un antepasado nuestro. Es impensable que esta criatura que ha sobrevivido todos estos millones de años pueda desaparecer. Por favor, protejamos a los orangutanes y las selvas tropicales que son su único hogar. De este modo, también nos protegemos a nosotros mismos.

Imagen cedida por Biruté. En uno de los seguimientos a una familia de orangutanes en la selva. Vemos detrás de ella a una hembra que también quiere salir en la foto.

18.- Terminando ya, quisiera que me dijeras algo que no te haya preguntado o que quieras resaltar.

El estudio de la Naturaleza, de todos los seres que viven en ella y de la interconexión que caracteriza su funcionamiento, aporta mucha sabiduría, así como la interconexión que caracteriza el funcionamiento de la Naturaleza. Nuestro mundo se vería muy mermado si los orangutanes y otros seres vivos, especialmente los grandes y pequeños simios, desaparecieran de la Tierra. Nosotros, los humanos, nos sentiríamos solos al no tener ningún pariente vivo al que llamar nuestro hermano evolutivo.

19.- Por último quisiera que dejaras un mensaje a la humanidad, a todos los jóvenes y personas que te conocen o te van a conocer, a los responsables políticos mundiales de la crisis climática ya la sociedad en general.

Debemos mantener la esperanza y el optimismo ante los retos a los que nos enfrentamos, incluido el cambio climático. Sin embargo, no importa cuánta esperanza tengamos si no tomamos medidas para resolver nuestros problemas. La esperanza no basta. Necesitamos esperanza y acción. Espero que la humanidad supere los retos de nuestra era y consiga un mundo en el que todas las personas y animales puedan vivir seguros y en paz unos con otros. Mi esperanza es que el mundo no se destruya a sí mismo en un frenesí de violencia, odio y cambio climático que llevaría a la extinción de la civilización que los humanos hemos logrado.

Pedro Pozas Terrados es escritor, naturalista, dibujante, poeta, investigador, crítico, aventurero, animalista, ecologista y amante de la vida en todas sus formas. Director Ejecutivo del Proyecto Gran Simio en España y miembro del Comité Español de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN), ambos cargos desempeñados de forma altruista. Ha escrito once libros, coautor de seis más. Posee doce cuadernos de campo (dibujos en lápiz) además de 400 láminas de dibujo y 50 en acuarela. Sostiene que la Tierra tiene que ser un ente jurídico con derechos propios recogidos en todas las constituciones de los gobiernos. Que los grandes simios deben ser considerados personas no humanas con sus derechos básicos y que todos los seres vivos tienen que ser respetados y tratados como seres sintientes.