Cita y tres comentarios: ‘Don Julián’, de Juan Goytisolo

0
251

Decía el escritor que releyéramos: valoraba aquella literatura que animaba y llevaba a las relecturas. 

Hace casi un año leí la novela: releo otra vez y vuelvo. 

Cita: enredados aún en tu memoria, tal implicantes vides, los versos de quien, en habitadas soledades, con sombrío, impenitente ardor creara densa belleza ingrávida: indemne realidad que fúlgidamente perdura y, a través de los siglos, te dispensa sus señas redentoras en medio del caos: rescatándote del engañoso laberinto: de tu cotidiano periplo por dédalos de materia incierta, esponjosa: sin saber dónde está la verdad: en la impresión sensorial o la memoria del verso: oscilando de una a otra mientras caminas dibujando jeroglíficos: inmerso en la multitud, pero sin integrarte en ella: a diferente diapasón: captando sutilmente la presencia (irrupción) de signos que interfieren (violan) el orden aparente de las cosas: movimientos bruscos, ruidos desabridos, gestos ásperos: pequeñas (sordas) explosiones de violencia: ecuación cuyos términos desconoces, escritura que inútilmente quisieras descifrar: como hundido en un sueño que interminablemente se desploma: abriendo los ojos y despertando al fin.

Comentario. Siento lo que sentía Goytisolo con Góngora: para mí Juan siempre está ahí, conmigo, acompañando: desde sus libros y su vida: creó: un hombre consecuente con lo que pensaba: desde su nacimiento en Barcelona hasta su muerte en Marruecos: él llevó a cabo lo que escribía, pensaba y veía: fue Juan y fue Julián: nos continúa.

Inmersos en la multitud nos vamos encontrando entre todos: nos falta la paciencia, pero esperamos y la ilusión es otra luz. 

Comentario 2. Aprovecho este segundo para dar las gracias a Alfonso Armada. Viajé a Sarajevo tras los pasos de AA y JG. Supongo que quería ver el pasado y el presente unidos, ser parte. Cuando volví escribí un texto sobre aquello. AA solo me hizo dos correcciones. En vez de muecín: almuédano. En vez de minarete: alminar. Me dijo que el adecuado uso de esas dos palabras se las había enseñado JG en Sarajevo, cuando ambos estaban allí en la guerra.

Gracias a esta revista, fd: señas ordenadas en medio del caos: FD.

Comentario 3. Dentro de poco iré a Almería, visitaré La Chanca, recorreré la calle Juan Goytisolo que hay en aquel barrio del sur. También iré a Tabernas por el spaghetti western y a los invernaderos de plástico del Ejido por lo que me queda de periodista.

Al volver escribiré, me gustaría que jg pudiera leerlo, porque sé que Julián vive al otro lado del Estrecho y observa desde el lomo de los libros y los ojos de las cigüeñas que llegan desde lejos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, deja tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí