Cosas mías XXVIII – El ligue

0
144

pipas

(Se pueden leer los capítulos anteriores aquí y aquí.)

Luis está en el sofá del salón con su amiga Carol. Están tomando unas cervezas y comiendo pipas, y tienen la tele puesta. Entra Rosa.

ROSA.- Vaya, lo que faltaba… No podéis ligar en la calle, y tenéis que subir a casa a llenar el suelo de cáscaras, a pringar los muebles de virus, y a molestarme en mi confinamiento y a…

CAROL.- ¡Uy, perdone, señora! Si quiere me pongo la mascarilla…

LUIS.- No hace falta, Carol…

CAROL.- Y por las cáscaras no se preocupe, que las estamos echando en el cenicero… ¿Confinamiento?

LUIS.- Mi madre, sigue confinada.

CAROL.- ¿Y eso?

ROSA.- Eso es mi marido, y tampoco baila.

CAROL.- ¿Cómo?

ROSA.- Perdón, no puedo evitar hacer ese chiste tan idiota…

JULIÁN.- (Desde lejos.) ¡Yo no soy idiota, Rosa!

ROSA.- (Gritando, a su marido.) ¡Ya está el cagazanzurrios oyendo insultos!

CAROL.- ¿Cómo?

LUIS.- Mamá, cállate…

ROSA.- No. ¿Y esta quién es y qué hace aquí?

LUIS.- Una amiga… Es que dentro de un rato vamos a ir al teatro, y estamos haciendo tiempo.

ROSA.- ¿Al teatro? ¿A que os pegue de todo esa gentuza del teatro?

LUIS.- Los teatros son los lugares más sanos de…

ROSA.- Sí, seguro, sanísimos…

CAROL.- Soy Carol… Encantada. (Se levanta para chocar el codo con Rosa.)

ROSA.- (Apartándose.) ¡Pero qué haces, mamarracha! ¡No te me acerques!

CAROL.- (Que se queda parada sin saber qué hacer.) Perdón…

ROSA.- ¿De dónde has sacado a la loca esta, Luis, que venía derechita a clavarme el codo en las costillas?

CAROL.- Luis, ¿tu madre está bien?

ROSA.- Estoy perfectamente… ¿A ver si la que está mal vas a ser tú?

CAROL.- Pero, señora…

LUIS.- Mamá, déjanos en paz…

ROSA.- No quiero. Estoy en mi casa.

Rosa se sienta en una silla y Carol vuelve al sofá y sigue comiendo pipas, pero ya no está tan a gusto.

ROSA.- Pues tiene unos 20 años más que tú, Luis, no sé si la has mirado bien…

LUIS.- ¿Y a ti eso qué te importa, mamá?

ROSA.- No me gusta que te eches novias tan mayores.

CAROL.- Aquí hay un malentendido, señora…

LUIS.- No es mi novia.

CAROL.- No, claro que no… Simplemente vamos a ir al teatro juntos esta tarde.

LUIS.- Porque la he conocido durante el estado de alarma, y resulta que ella antes iba al teatro varias veces a la semana y estaba al tanto de todo lo que había en cartel…

ROSA.- Ya, una loca de esas que lo ve todo…

CAROL.- ¿Perdone?

ROSA.- Pues el teatro os lo van a prohibir en breve, que lo sepáis…

LUIS.- Qué aguafiestas eres, mamá…

ROSA.- ¿Cómo la vas a haber conocido durante el estado de alarma si no has visto a nadie?

LUIS.- He ido a comprar al supermercado…

ROSA.- ¿Y has ligado en el supermercado con esta? ¿No las había mejores?

CAROL.- ¡Oiga, señora…!

LUIS.- Ella trabaja allí, mamá…

ROSA.- ¿En el súper?

LUIS.- Sí…

ROSA.- ¿Limpiando los váteres?

CAROL.- ¡Soy cajera! ¡Y a mucha honra!

ROSA.- ¿Y te ha cobrado ella siempre? ¿Te ha hecho descuento? Alguna cosa te la habrá pasado sin cobrar, espero…

CAROL.- Señora, yo soy muy legal…

ROSA.- Ah, ¿sí? Pues por qué te estás bebiendo mis cervezas y comiendo mis pipas ahí sentada en mi sofá.

LUIS.- ¡Las pipas las ha traído ella! ¡Y las cervezas también!

ROSA.- ¡Me da igual! ¡Vaya hora de tomar cerveza!

CAROL.- ¡Yo me voy! (Se levanta.)

LUIS.- No, Carol, no te vas… La que se va es ella. (Tira del brazo de Carol para que vuelva a sentarse.)

ROSA.- ¿Quién?

LUIS.- Tú. Vete a tu cuarto. O a la cocina. Y déjanos en paz.

ROSA.- Y una mierda. Si tenéis algo íntimo que deciros tu ligue y tú, os lo decís aquí delante de mí, que eres mi hijo y nunca hemos tenido secretos.

LUIS.- ¡Qué manía! ¡Que no es mi ligue!

ROSA.- ¿Entonces qué hace aquí, si no es tu ligue?

LUIS.- ¡Que a mí Carol no me gusta! ¡Que yo las prefiero más! ¡Más…!

CAROL.- ¡Me marcho, Luis, esto es denigrante! ¡Y me llevo mis pipas! ¡Y mis cervezas! (Lo coge todo y se va hacia el pasillo.)

LUIS.- ¡Carol! ¡Espera…!

CAROL.- Me dijiste que tu familia era algo extraña, pero esto sí que no me lo esperaba…

ROSA.- ¿Extraña? ¡Extraña lo serás tú, bonita! ¿Te has mirado al espejo alguna vez?

LUIS.- ¡Carol…! (Sale tras ella.)

Carol abre la puerta de la calle y se va.

ROSA.- ¡Y no se te ocurra venir del teatro con ningún virus, hijo, que te pongo a hacer la cuarentena en la fresquera!

Se cierra la puerta de la calle de un portazo.  

Continuará.

@nico_guau

Print Friendly, PDF & Email
Artículo anteriorPolaroids_de_la_memoria_04 (limones)
Artículo siguientePuro cine
El Gallinero
El Gallinero es la bitácora de un grupo de dramaturgos que interpretan el papel de un periodista. Un espacio donde se informa del teatro que no acostumbra a salir en los medios de comunicación, de los recovecos que componen la vida teatral de Madrid y los espectáculos/ espacios/ creadores/ gestores menos conocidos.   En El Gallinero escribe nico guau, y en una época escribieron muchas más gallinas: Antonio García, El Trapo, Folguera, la señora del fondo, Manuel Rodríguez, Muflón Silvestre, Pelma y gris, Turuleta, Vera Yobardé... Si queréis contactar con nosotros, podéis hacerlo en elgallinerofronterad @ gmail.com, quitándo lo espacios alrededor de la @.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, deja tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí