Cuando los teloneros roban protagonismo

0
411

Hoy nadie nos ha avisado de que lo que íbamos a ver pudiera herir nuestra sensibilidad. Verdaderamente no lo entiendo, la semana pasada con Europa. Los tutelados nos lo advirtieron mucho y de distintas formas, pero hoy, que he salido más herido que entonces, y de la misma sala de Naves del Matadero, nadie me ha advertido antes de entrar…

Natalia Menéndez
Natalia Menéndez presentando la programación

La cita era para presentar la programación de marzo a julio de Naves del Matadero (que ahora son Naves del Español) y del Teatro Español, aunque parte de esa programación, la del Teatro Español, ya se sabía. Natalia Menéndez, directora artística de Teatro Español y sus Naves (creo que ahora el pack se va a llamar así) se ha colocado ante el micrófono, con los dos logos nuevos proyectados al fondo, y ha dado la palabra a Andrea Levy, Delegada del Área de Gobierno de Cultura, Turismo y Deporte del Ayuntamiento de Madrid, y, tras lo de hoy, una de las mejores actrices que han visto estos ojos perrunos esta temporada. La de la Levy Ha sido una interpretación electrizante, arrebatadora, bestial… De las que se recuerdan toda la vida… Por eso hiere sensibilidades… (LA LEVY, como las grandes artistas, con el artículo delante, la Espert, la Velasco, la Levy…).

Primero ha empezado a hablar muy afectada, agradeciendo con lágrimas en los ojos el apoyo de todo su equipo ante una pérdida que ha tenido recientemente. Pero después ha olvidado esa sensibilidad y se ha puesto dura y ha empezado su gran interpretación de premio Óscar… Ha comenzado a hablar de algo que ya suponíamos que hablaría… Ha dicho que este Teatro Español y sus Naves “es el gran proyecto de esta legislatura”, que se va a “volver a unir lo que nunca debió desunirse”, que “la gran mayoría no comprendían por qué de una manera arbitraria desapareció la literatura teatral de este espacio”, y que “hoy saldamos esa deuda, la de devolver a este espacio el teatro”. Hasta ahí, más o menos era lo previsible, lo que todos pensaban que diría. Aunque no todos estuvieran de acuerdo con ello.

Andrea Levy
Andrea Levy en su gran interpretación de esta temporada

Luego ha comenzado a contarnos que quiere que la gente diga “vayamos hoy a Matadero“, porque debe ser de las que está empeñada en que durante 3 años nadie ha ido a Naves del Matadero… Y entonces nos ha dicho que “sí, también vuelven las artes vivas, que no le quepa duda a nadie”, eso no sé si para contentar a los que ya saben qué son las artes vivas. (Si sabes ya lo que son, deja un comentario al final de esta crónica, por favor…) Entonces ha sido cuando se le ha puesto gorda la vena del cuello, como a las grandes, y ha dicho esto:

“Hoy las manos sectarias de la cultura de la izquierda que arrancaron las placas de Max Aub y Fernando Arrabal de estas salas de teatro van a ver cómo la cultura libre y cómo la cultura en libertad les va a volver a dar su lugar y su homenaje. Vamos a volver a colocar esos letreros metálicos que dan nombre a esos dos grandes artistas y que merecen volver a tener el reconocimiento de su público y que merecen volver a estar en donde NUNCA las debió quitar ese sectarismo que nadie entendió.”

Aquí os dejamos el audio rescatado por Marta García Miranda, por si hay dudas del gran momento de la Levy. ¿Os acordais de la Espert recitando lo de Doña Rosita en no sé qué entrega de premios? Pues comparad…

Tras unos segundos en que los oyentes estaban analizando el discurso y tratando de comprender si era o no una broma, una mujer que no he identificado, desde la penúltima fila, ha dicho “basta ya de hacer un discurso político de algo cultural” y el público ha aplaudido. Seguramente esa mujer no ha entendido que esto era una interpretación bien preparada, y luego me ha quedado duda de si los aplausos eran a la mujer o a la conmovedora interpretación de la Levy. O tal vez nadie lo ha pillado…

Luego, para responder a la señora del público, a la Levy le habían escrito otras grandes frases, como “Como yo creo en la tolerancia. Respeto su opinión, pero como estoy en mi turno de palabra, respete el mío”. Y entonces ha dado la palabra a Natalia Menéndez, no sin antes terminar con otra gran sentencia que no tengo ya claro haber copiado bien: “por mucho que griten, por mucho que insulten, la educación va a volver a la cultura”.

[Haciendo aquí un inserto, hay una cosa que al guionista de este espectáculo se le ha escapado. No ha mirado en la puerta a ver si están las placas, porque se habría dado cuenta de que están… Es que resulta que las famosas placas metálicas no las quitó el gobierno de Carmena, sino que precisamente las puso. Lo que se había hecho en marzo de 2017 fue quitar los carteles que señalaban a las salas Max Aub y Fernando Arrabal, y ante la gran polémica que se montó, el departamento de cultura del ayuntamiento encargó unas placas metálicas que siguen puestas. Por tanto, no hace falta que el gobierno de La Levy ponga las placas, porque ya están puestas. Nadie las quitó, simplemente, no existían esas placas. Qué pena no haber hecho una foto a las placas esta misma mañana…]

Después, la Levy le ha dado paso a Natalia Menéndez, que nos ha contado la programación que tiene preparada… Una programación interesante, sin duda. Pero lo malo es que la telonera, la Levy, le ha robado tanto protagonismo a Menéndez, que lo que pudiera decir no llegaba tanto como lo anterior. Vamos, para que la hiciéramos tanto caso como a la Levy, hubiera tenido que contarnos la programación, no sé… patinando por el escenario con los ojos vendados, o que le tiraran una tarta a la cara por cada espectáculo que nombrara, o… ¡Que duro es hablar tras una grande! ¿Verdad? Prometo contaros la programación muy pronto…

En cuanto ha llegado el turno de preguntas, han venido los bises de la Levy. Un señor le ha dicho que estas naves las crearon directores de izquierdas, y que tal vez si se quitaron esas placas no fue por el sectarismo de izquierdas, sino que quizá la decisión pudo ser no acertada. Entonces el señor, que se definía como antiguo político, la ha querido disculpar (sin saber el pobre que todo formaba parte de una gran actuación), diciendo que sabe lo que es improvisar en un cargo político. Ella, en su bis (gracias a un gran alarde del guionista de mostrar un personaje con gran carácter y despotismo) ha respondido “yo creo que todo el mundo tiene una opinión y que la puede expresar”. Y tras eso, una periodista de la Cadena SER, Marta García Miranda, para más señas, ella, que siempre da en el clavo con sus cuestiones, le ha pedido paciente y razonadamente que explicara cómo es posible que haya presentado un acto con una postura que se contradice tantísimo con la filosofía y apertura de Natalia Menéndez y Luis Luque (directora artística y codirector del Teatro Español y sus Naves, “una gente abierta, que valora la diferencia…”), y cómo es que les ha hecho flaco favor presentando así la programación, y atribuyéndose un protagonismo tan extraño y tan político, y planteando un discurso con tanto rencor político… “Me gustaría llegar a poder entenderla y que me lo explicara. Gracias.” Así ha terminado García Miranda, a lo cual la Levy ha respondido con un gran giro final de su guionista que ni al mismísimo Billy Wilder se le habría ocurrido:

“Muy bien, yo respeto las opiniones de la SER. Muchas gracias.”

[He de hacer otro inciso para decir que una gran artista sin un gran autor detrás no es nadie… Se nota aquí en las palabras de la Levy la gran mano de su guionista, quien quiera que sea. Si sabes de quién se trata, deja un comentario, por favor.]

Entonces se han escapado cientos de comentarios de entre el público: “¿Qué hacemos, nos vamos?” “Falta de respeto…” “¡Respeto!” “Inaudito…” “Qué vergüenza…” “Intolerable…” “Qué gran actuación…” “Se merece un premio…”

servilleta

Después ha habido otra pregunta más, sobre la bolsa de actores y actrices que se ha dicho que se iba a crear, pero no creo que ya muchos hayan escuchado la respuesta de Menéndez. Lo que sí hemos oído es su invitación a tomar un vinito. Y entonces nos hemos levantado con ganas, era como esas veces que ves algo grande y tienes necesidad de comentarlo con el compañero en la puerta. De camino al vino se ha oído de todo:

“Compañías madrileñas, estáis desperdiciando a una gran artista: la Levy.”

“Cuando uno tiene un mal día, a lo mejor hay que quedarse en casa o en un rincón calladito.”

“¿Representa Andrea Levy a la cultura de Madrid?”

“¿Natalia Menéndez y Luis Luque se merecen una superior de ese calibre?”

“Ánimo, Natalia, y no dejes que esto te manche…”

servilleta

@nico_guau

Print Friendly, PDF & Email
Artículo anteriorVampiros. La evolución de un mito
Artículo siguienteEl yoga de la escoba
El Gallinero
El Gallinero es la bitácora de un grupo de dramaturgos que interpretan el papel de un periodista. Un espacio donde se informa del teatro que no acostumbra a salir en los medios de comunicación, de los recovecos que componen la vida teatral de Madrid y los espectáculos/ espacios/ creadores/ gestores menos conocidos.   En El Gallinero escribe nico guau, y en una época escribieron muchas más gallinas: Antonio García, El Trapo, Folguera, la señora del fondo, Manuel Rodríguez, Muflón Silvestre, Pelma y gris, Turuleta, Vera Yobardé... Si queréis contactar con nosotros, podéis hacerlo en elgallinerofronterad @ gmail.com, quitándo lo espacios alrededor de la @.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, deja tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí