Elecciones catalanas: quién gana y quién pierde en siete claves

0
251

Un rápido análisis, a vuelapluma, de los resultados de las elecciones catalanas. ¿Qué conclusiones podemos sacar?, ¿quién gana y quién pierde? No todo es tan evidente. 

 

 

 

 

Así están las cosas con el 99,25% de los votos escrutados. ¿Qué conclusiones podemos sacar?, ¿quién gana y quién pierde? No todo es tan evidente. Lo explicamos a continuación:

 

1. Pierde el independentismo: gana en escaños (con mayoría absoluta), pero no en votos y para iniciar el proceso secesionista con cierta legitimidad, tenía que haber logrado, al menos, el 51% de los sufragios. Se ha quedado en el 48%. De acuerdo con las palabras que esta noche han pronunciado el presidente de ERC y candidato por Junts pel Sí, Oriol Junqueras, y con las del probablemente ex presidente de la Generalitat, Artur Mas, ellos consideran que ya han recibido el mandato para continuar con el camino hacia la construcción de un Estado catalán. Argumentan que sí han conseguido mayoría de votos, porque asumen que los del «no» son sólo los de Ciutadans, PP y PSOE. Juegan, por tanto, con la ambigüedad de Catalunya Sí Que Es Pot.

 

Pero se encuentran con un obstáculo, con el que supone la posición de la CUP. Esta organización, que no se unió a Junts pel Sí pese a su independentismo irredento, ha afirmado en numerosas ocasiones y por boca de sus principales líderes, desde el número uno de la candidatura, Antonio Baños, hasta la cara más conocida de la formación, David Fernández, que para declarar la independencia no era suficiente lograr en estas elecciones una mayoría de escaños. Era necesaria también una mayoría clara de votos, hasta del 55%, han llegado a decir. ¿Consideran los de la CUP que el independentismo cuenta con los suficientes sufragios? Es posible, puesto que Antonio Baños, número uno de la candidatura, en su primer discurso tras conocerse los resultados, animó a comenzar a desobedecer las leyes españolas. 

 

2. Y es que la CUP, independentista, anticapitalista sin complejos, sin miedo a salir de la Unión Europea y del euro si ésos fueran los costes de construir un nuevo Estado, ha sido una de las grandes ganadoras de la noche. Ha obtenido una victoria importantísima pese a sus apenas 10 escaños (en las anteriores elecciones apenas tuvo tres). La CUP se ha convertido en decisiva incluso para determinar si Mas será o no el próximo presidente de la Generalitat. Antonio Baños, el número uno de la lista de la CUP, ha insistido esta noche en que no votarán «sí» a la investidura de Mas como presidente y «si con la abstención no le vale, es Mas el que tiene un problema», ha asegurado. Si la CUP consigue que Mas no sea presidente, se apuntará un tanto importantísimo que no han logrado el resto de las izquierdas catalanas, tanto las nacionalistas como las no nacionalistas. La CUP, además, quiere, además, según ha manifestado David Fernández esta noche en La Sexta quiere contribuir a limpiar CiU de corrupción y ayudar a mejorar las condiciones sociales de Cataluña. Tanto Antonio Baños como David Fernández han hablado esta noche que para ellos es irrenunciable el diseño de un plan de rescate ciudadano.

 

3. La fuerza perdedora de la noche ha sido, sin duda, Catalunya Sí Que Es Pot. Haciendo una excepción, Podemos optó por la confluencia con Iniciativa Per Catalunya. En el resto de Comunidades autónomas, Podemos se presentó a las elecciones con su marca. Pero en el caso de Cataluña, los de Pablo Iglesias se veían débiles a sí mismos y fuertes, al contrario, a los de ICV que en las elecciones anteriores al Parlamento catalán habían logrado 13 escaños. El resultado de la confluencia se ha llevado únicamente 11 escaños. La confluencia no ha sumado sino que ha restado en esta ocasión. ¿Por qué? Tanto Pablo Iglesias como Lluis Rabell, el número uno de CSQEP, han argumentado que les ha perjudicado el eje del debate de campaña, que se ha establecido en todo momento entre el «sí» y el «no» a la independencia. Es cierto que los de Iglesias han marcado distancias con ese planteamiento, defendiendo el derecho a decidir de los catalanes, pero sin manifestarse ellos mismos ni como españolistas ni como independentistas. Eso les ha castigado. Y el electorado no les ha premiado su acertada fijación en lo social, teniendo en cuenta que Mas ha sido vanguardia en las políticas de recortes en la Península Ibérica.

 

El voto «social» que no ha ido a la marca catalana de Podemos ha tenido dos destinos: para los independentistas, la CUP, para los no independentistas, el otro gran ganador de la noche, el PSC, que no habla de derecho a decidir, sino de establecer otro tipo de relación entre Cataluña y el Estado central.

 

Antes de hablar del PSC, tenemos que apuntar algo: ¿Por qué Podemos ha restado votos a ICV? Podemos hablar de varias hipótesis, como la anulación de los líderes de ICV, muy valorados y reconocidos en Cataluña, durante la campaña o la moderación del discurso de izquierdas, entre otras. Éste es un fenómeno, de todas maneras, que habría que estudiar en profundidad y sobre el terreno. También se podría hacer un poco de política ficción y tratar de adivinar el número de escaños que hubiera conseguido Podemos por su cuenta, sin apoyarse en Iniciativa.

 

4. CSQEP ha logrado once escaños, los mismos que el Partido Popular. Al PP, a García Albiol, su número uno, a Pablo Casado, que ha sido al que le ha tocado dar la cara desde Madrid, a Rajoy en su búnker de Moncloa, les habrá sentado muy mal haber reducido su número de escaños de 19 a 11. Sobre todo porque Ciutadans, un partido liberal y españolista, se ha convertido en la segunda fuerza política de Cataluña, lo que supone un horrible presagio para los de Rajoy con vistas a las elecciones generales. Pero seguramente les haya sentado peor a Iglesias, Errejón y Bescansa su discreto resultado en los comicios de hoy. Pablo Iglesias ha reconocido que su resultado es «altamente decepcionante». Su ambición era muy superior a la del PP en Cataluña. Aunque también para las generales su resultado en Cataluña supone una seria advertencia: pese a que no hay una CUP que le pueda «robar» votos izquierdistas a nivel estatal, el PSOE parece no está tan muerto como podía parecer.

 

5. El PSC se cuenta, sin duda, entre los ganadores de la noche, pese a haber bajado en número de escaños (de 20 a 16) entre las elecciones de 2012 y las de hoy. El PSC ha aguantado y ha logrado mantenerse como tercera fuerza política con la pérdida de apenas alrededor de 10.000 votos con el 97% escrutado. Pese a previsiones de algunos que apuntaban que iba a ser víctima del «sorpasso» con que le castigaría Podemos, no ha sido así. Miquel Iceta se ha revelado como un candidato carismático y cercano y eso seguro le ha ayudado, además de su mensaje claro respecto a la necesidad de diálogo entre Catalunya y el Estado.

 

6. Pero, pese a que el PSC se ha mantenido con cierta dignidad en el Parlamento de Cataluña, la que se ha convertido en segunda fuerza en la Cámara y primera fuerza españolista en ella ha sido Ciutadans. Los de Inés Arrimadas se han convertido en la primera opción de los catalanes de derechas que quieren seguir en España. Han sustituido al Partido Popular en esa misión y, además, con muchísima más fuerza que éste. Tal es la fuerza con la que se ve Ciudadanos que Inés Arrimadas ha dado dos grandes titulares esta noche: ha pedido, por un lado, la dimisión de Artur Mas y, por otro, la convocatoria de nuevas elecciones para que se presenten partidos políticos y programas electorales, algo que, en su opinión, no ha sido así en estos comicios en muchos casos, en alusión a Junts pel Sí, con toda seguridad. 

 

7. Nadie como Unió ha perdido tanto. Se divorció de Convergencia precisamente por la aventura emprendida por Artur Mas hacia la independencia de Cataluña. Y ahora Unió ha pasado a la irrelevancia máxima. Líderes de Convergencia han dicho que el resultado obtenido por Duran i Lleida muestra que dentro de CiU Unió siempre estuvo sobrerrepresentada, al igual que en la prensa. ¿Es así?, ¿ha votado a Unió la burguesía catalana nacionalista que arriesgaba dinero con la independencia o ésta se ha pasado a Ciudadanos?  

 

 

Sígueme en twitter: @acvallejo