La Fiesta Nacional, me quedo en la cama igual…

0
240

11 DE DICIEMBRE, FIESTA NACIONAL DE BURKINA FASO

 

Aquí las fiestas nacionales son como en cualquier otro país de mundo: exaltación de lo propio, desfiles, cantos y bailes regionales (aunque no todos pueden presumir de cabras marcialmente desfilando) y multitudes agolpadas para ver pasar a las fuerzas vivas. 
Lo de las fuerzas vivas no lo digo por decir, aquí lo escriben con mayúsculas: Fuerzas Vivas. Y se lo creen y se lo ‘tragan’ con humildad. Como se tragan lo del Trabajo Decente.

Carteles en la calles, en los autobuses… un buen despliegue publicitario, ¿para qué o para quién? Para ellos mismos

 

Hasta han construido una pequeña ciudad (Cité des Forces Vives) para alojar estos 3 días a todos los que son cargos importantes en el Gobierno o el Estado: desde Primer Ministro para abajo. Creo que entre Ministros y otros cargos importantes del país y la región la han conseguido llenar. Aparte de completar el aforo del Hotel y las varias pensiones y albergues de la ciudad. Incluso casas particulares: todas llenas. A mí me llamó el Director General de Comunicaciones de la Ministra de Enseñanza, pero le tuve que decir que ya tenía la casa llena. Esto ha sido para verlo, de gente.

El Presidente tiene su propio Palacio en las afueras (como en todas las ciudades importantes) al que es la primera vez que viene en los 9 meses que llevo aquí. Ya os había adelantado cómo la Fiesta estaba cambiando la ciudad (70-100.000 hab., ¿quién sabe?): de 2 semáforos hemos pasado a 5, se han pintado pasos de peatones que ya están casi borrados por el tráfico (es pintura normal o cal, tampoco sé), no porque la gente pasé por encima de ellos (quizás para que duraran, no porque desconozcan para qué sirven). Se ha tirado algún viejo chamizo en alguna vía principal por donde pudiera pasar alguna ‘fuerza viva’. en la Avda. Mopti, la principal, tiraron unos restos de tienduchas y han construido un muro muy bonito con adornos y dos estatuas muy aparentes de la mitología local flanqueando la fachada, pone Residencia del Excelentísimo… (no doy nombres) y la han terminado en el tiempo récord de una semana. La residencia no, la valla. Es alta y no se puede ver qué hay detrás, pero detrás no hay nada. Si es la primera vez que la ves lo mismo piensas que detrás hay una residencia impresionante, acorde con la valla y la entrada. PERO NO HAY NADA DETRÁS. Vanitas, vanitatis… Verdaderamente aquí la fachada cuenta mucho.

 

Detrás de este muro no hay nada, pero da el pego

 

Las inversiones ‘oficiales’ más importantes que se han hecho para la Fiesta no son aquellas digamos populares, o que van a beneficiar al pueblo de alguna manera. 
La construcción de la ‘cité des forces vives‘, evidentemente ha dado trabajo a mucha mano de obra de la ciudad durante 6 meses, pero el ‘beneficio’ de la cité se queda para los ricos. La Alcaldía regaló los terrenos a gente pudiente que se comprometieron a tener las casas terminadas para estos días (10-13 diciembre) con la condición de ‘prestarlas’ para que pudieran ser usadas por las ‘fuerzas vivas’, después recuperaban la posesión. Teniendo en cuenta que tampoco estaban gravadas por impuestos (aquí no hay más que impuestos indirectos, no hay impuesto de renta), más el terreno, es un buen beneficio para mucha gente. Pero sólo para los ricos y la urbanización (calles asfaltadas, todo un lujo aquí, la mía no lo está) e iluminación de toda esa zona cuando la mayoría de las calles (hasta ahora sólo 4) no dispone de alumbrado público.

 

La otra gran obra de infraestructura son dos, aunque van ligadas.
 Se ha asfaltado e iluminado una carretera que sale de la ciudad y llega hasta el Palacio Presidencial. Está como a unos 3-4 kms y por allí ni vive gente, ni ná de ná, sólo el Palacio. Llevo viendo las obras varios meses con la indignación de ver que las calles de la ciudad destrozadas por las cárcavas que producen las avenidas de lluvias torrenciales y muchas intransitables en vehículo, incluso en bici (salvo las de mountain bike, pero hay poca afición aquí a eso) y a las que no se dedica ni un franco y todo el dinero derrochado en el camino presidencial para saber si lo va a usar alguna vez más que estos días. La otra gran (y práctica) inversión asociada a esta carretera es la construcción, al lado del Palacio, de un aeródromo. 
¿Un aeródromo aquí? Militar, por supuesto. 
Supongo por si alguna vez, algún muy alto cargo tiene que venir para algo, pero resulta inexplicable incluso en su cicatera mentalidad.

 

Las calles normales de la ciudad siguen más o menos igual

 

Ocurrencias ingeniosas de alguien que le habrá comido el tarro a cualquier desaprensivo que quiera derrochar los 4 francos no ‘desviados’ de los presupuestos. Ouahigouya está a escasos 180 Kms de la capital. Se tarda más en avioneta que en coche, eso seguro. ¿Tráfico comercial o de negocios? Sin comentarios, para eso tendría que haber negocios o comercio. Así que la Fiesta Nacional ha pasado y la ciudad ha cambiado algo su aspecto, otro lo va recuperando (hoy he visto que estaban desmontando alguno de los ornatos con que enlucieron las calles y que parecían definitivos), pero los beneficios han sido para los de siempre.

 

¿La Fiesta? 
Ha tenido sus más y sus menos pero ya os la contaré con detalle, desfiles, bailes, etc, el domingo que viene. Desfiló hasta un grupo de blancos, con eso os lo digo todo.