La princesa y el diablo

0
304

 

 

La princesa Teatra vive en un castillo sideral de cartón y papel. La planta baja y la principal son una casa de Portugal; la torre del homenaje una caja de fósforos soviética, rematada por una cubierta roja piramidal. Ante un ciclorama de estrellas, una Luna de madera y una Tierra de chocolate a la princesa acompañan. El satélite reposa en lo alto de una llave de tuercas de bicicleta, y el planeta sobre un palillero de latón, que Faba rescatara de un hostal lisboeta.

 

Hacia 1993 debió realizar Gabriel Faba este altarcico, mientras diseñaba el número diez de la revista Teatra, (dirigida por Julio José), dedicado a la perfección, la masonería y el diablo.

 

Foto: Gabriel Faba