Luces sobre Transilvania

0
227

 

Oscar Wilde la consideraba la “la novela más hermosa jamás escrita” y su protagonista sigue asombrando hoy a niños y adultos. Para celebrar el primer centenario de la muerte del creador del conde Drácula, el escritor irlandés Bram Stoker, la Fundación Luis Seoane de A Coruña presenta la exposición Un monstruo sin reflejo – Cien años sin Bram Stoker (1847/1912). La muestra recrea parte del ambiente en que Stoker vivía y permite conocer elementos que pueden haberle influido para crear su personaje, como las cartas y las fotos que documentan su relación con el actor Henry Irving, que por su “fuerte carácter, así como su imponente presencia física, pudo ser fuente de inspiración para Stoker a la hora de esbozar los rasgos del conde Drácula”. En el apartado ‘La biblioteca de Bram Stoker’ se exponen los libros que el autor utilizó como fuente para componer la atmósfera de la novela, con títulos sobre supersticiones, el mesmerismo, tratados de medicina, interpretación de los sueños, propiedades de las piedras preciosas, fábulas y tradiciones marineras. “No es de extrañar, viendo el esfuerzo previo de estudio por parte de Bram Stoker, que una de las características de Drácula sea su capacidad para transportar al lector a un mundo, un tiempo y un espacio totalmente distintos, y sobre todo, creíbles”, señala el texto de presentación. Se exhiben también la primera edición de la obra, publicada en 1897 en Londres por Archibald Constable & Co, dibujos de las series Los Caprichos, Los Desastres de la Guerra y Los Disparates de Goya, cedidos para la ocasión por la Calcografía Nacional, además de versiones de la novela en cómic, cine y teatro. Los días 26 y 27 de julio se celebra un ciclo de conferencias y durante todos los viernes y sábados del mes de julio tendrá lugar una serie de conciertos concebidos especialmente para la exposición ofrecidos por la Coral Polifónica Follas Novas.

Cuándo: Hasta el 7 de octubre

Dónde:

Fundación Luis Seoane, A Coruña