Magia Potagia

12
391

Había un programa de magia en la TV española que se llamaba así, de un mago encantador: Juan Tamariz. Ahora parece que es su espectáculo en teatros. Viéndole y escuchándole uno se sentía a gusto con sus juegos de cartas, incomprensibles para los simples mortales.

Hay otro ‘mago’ oriental Cyril Takajama, al que seguía por YouTube cuando tenía buenas conexiones, que hace cosas sorprendentes. 

Pero todo esto es magia blanca, inocente. Otra cosa es la brujería.

 

 

A veces cuando echo la vista atrás de lo que voy escribiendo sobre Burkina Faso me da la sensación de que la mayor parte de lo que digo puede parecer peyorativo o que sólo cuento cosas negativas. Me da miedo transmitir esa imagen, porque no es así lo que siento, de otra manera no estaría aquí. Pero es verdad que escribo sobre las cosas que más me llaman la atención. A los ojos, ciegos a veces, de un occidental racionalista, cartesiano, ateo, marxista y no sé qué más que caracterizan un poco nuestra forma de entender el mundo, resultan extraordinarias muchas de las cosas con las que vivo día a día. 

Una de ellas es la magia, los brujos/as, la brujería.

Tenía intención de escribir más despacio sobre este asunto, pero ayer se me presentó de nuevo.

 

Árboles con ojos que todo lo ven, bocas que todo lo comen, manos que todo lo tocan… o casi

 

Supongo que ya he contado que estoy aquí construyendo una biblioteca-escuela y voy a hacer una granja. Para ello después de infinidad de problemas de todo tipo, he tomado la decisión de contratar a Ouakilou, un artesano de Ouagadougou, para que se venga a mi pueblo a ser mi ‘mano derecha’ y a que esté pendiente de todo y se ‘pelee’ con los de las obras o las otras cosas que estoy intentando hacer. 

Dejará a su mujer, no están casados, y a su bebé recién nacido y vendrá a verlos de vez en cuando, porque ella no quiere dejar Ouaga. Lo más importante es tener trabajo y algo más de 400 €/mes es mucho dinero para aquí.

Estábamos hablando de cuándo venía a vivir a Ouahigouya (OHG), mi pueblo, y me comenta que antes tiene que ir a su aldea.

-¿Es por lo de tu madre? ¿no está mejor? ¿no le han arreglado ya el tejado de su casa?

-No, no es por eso. Ya está mejor, aunque fue una pena que se perdiera el baptème de mi hijo Alassane, y mi hermano pequeño ya fue para arreglarle el tejado con el dinero que me diste…

-¿Entonces?

-No es nada, sólo que debo prepararme…

-¿Prepararte? ¿Para qué?

-Debo protegerme…

-…

-Protegerme contra algún wack. Tengo que conseguir un wack más poderoso, que me proteja.

El diálogo fue más o menos así, pero en francés.

 

Fetiches en la casa de un sorcier

 

Me acabó explicando que tiene un tío en su aldea que es un brujo muy poderoso, por lo visto vienen a visitarle de Costa de Marfil y de más sitios.

Un wack es un hechizo y puede ser bueno o malo. Si lo encargas tú se supone que será bueno para ti, pero no necesariamente para otras personas. Puedes pedir algo bueno para ti o para otras personas o algo malo para otros.

Por lo que me han contado TODO EL MUNDO CREE EN ESTO y cuando digo TODO EL MUNDO me refiero a todos los burkineses de origen, no a los acoplados como yo.

Es una cosa sorprendente porque se lo he preguntado a muchas personas de diferentes niveles sociales y de formación (abogado, enfermero/a, enseñantes, guías turísticos, camareras, empleados de hotel, veterinario, ingeniero agrícola, artesanos, músicos-griots, etc) y creencias religiosas. Porque hay musulmanes, protestantes, católicos… pero todos son animistas y todos creen en los sorciers (brujos) y en los wacks.

 

A mí lo que me parece más cosa de magia es cómo pueden llegar a funcionar los taxi brousse o algunos coches

 

Ouakilou me explicaba que al venirse conmigo a OHG a defender mis intereses y ‘pegarse’ con todo el mundo para que no me timen demasiado, más de uno y más de dos van a ir al sorcier a hacerle un wack para perjudicarle o acabar con su vida…

Me quedé atónito como cada vez que me pasa una cosas de estas. Le pregunté si me podían hacer un wack a mí la gente que no me quiere bien porque he llegado a estar muy enfermo y me decía que, en general, esto de los wacks no funciona con los nazzara (blancos).

Me quedé más tranquilo y achaqué, como buen racionalista, mis sucesivas enfermedades al estrés y lo influenciable que soy con los disgustos que me dan.

Y va el amigo y para tranquilizarme y que vea que estoy en buenas manos me dice que se va a comprar una pistola y sacarse el permiso para tenerla. Que eso de los wacks está muy bien, pero que por si las moscas que si vienen a por nosotros mejor que nos pillen confesados.

Y ahí ya se me acabó la tranquilidad y la paz de espíritu y, puestos a elegir, mal que me pese, prefiero una ráfaga de wacks a una balasera, que ya no estoy yo para tiros.

 

GALERÍA DE RETRATOS DE JAVIER NAVAS



12 COMENTARIOS

  1. Leo cada semana tu blog.
    Me

    Leo cada semana tu blog.

    Me encanta la forma que tienes de afrontar la vida y la fuerza que tienes para combatir los problemas que se te presentan. Sigue así. Eres envidiable.

    Por cierto, enhorabuena al «Galerista retratista».

    Saludos.

    • Gracias, amigo, en nombre de

      Gracias, amigo, en nombre de Javier y el  mío.

      Por comentarios como el tuyo estáis consiguiendo que yo no me ‘rinda’ dadas las penurias informáticas de Burkina y que Javier Navas me haya pasado 80 retratos más. Con lo que tengo ‘género’ para 2 años… Temblad, temblad, benditos.

      Un abrazo

  2. Hola Félix, he ido leyendo

    Hola Félix, he ido leyendo así de vez en cuando tus crónicas, y hoy por fin me he podido registrarme y de paso enviarte un fuerte abrazo, sigue así mientras el cuerpo aguante que los que estas haciendo es admirable..al menos a mi me lo parece..

    recibe un saludo y un fuerte abrazo..

    • Gracias, Raúl!
      Admirable no

      Gracias, Raúl!

      Admirable no sé, pero es lo que quiero hacer.

      un fuerte abrazo y hasta siempre

  3. Félix querido, ya estoy de

    Félix querido, ya estoy de regreso de mis vacaciones en el Reyno Desunido de la Exgran España, donde arribé a Madrid precisamente en plena apoteosis del Atleti en la Puerta del Sol, al día siguiente de la conquista del título. No sabía yo que eres del Atleti, de manera que ahora (aunque soy del Barça) me caes todavía mejor. Y te cuento que durante mis vacaciones no toqué un ordenata ni leí un diario ni vi la tele, así es que acá me voy poniendo lentamente al día, y recién ayer vi los comentarios que dejaste en dos de mis posts vacacionales. En cuanto a que Buika no sea africana, bueno, mi desconocimiento se debe a que la primera persona que me habló de ella, y me recomendó cálidamente que la oyera, me dijo que provenía de Guinea Ecuatorial, y no me metí en más averiguaciones. Si además resulta que la negrita ruiseñora es compatriota nuestra, me siento de veras orgulloso de serlo, pese a lo poco patriota que soy. Y en lo que se refiere al barrio de Chamberí y las calles que mencionas, tienes razón, pegué un salto en la narración y «me se fue el santo al cielo», como diría mi agüela Remedios. Lo que pasa es que Diny y yo solemos tomar el Metro hasta Iglesia, desde Sol, e iniciamos el paseo por Chamberí («mi» barrio durante los meses de mi servicio militar*), y poco a poco vamos derivando hacia Malasaña: omití esa precisión y te pido disculpas, como al resto de los chamberinos (¿chamberileros?) que me hayan leído. Un fuerte abrazo, y seguimos en contacto.
    Posdata : Que nos veamos en noviembre, cuando Diny y yo volvamos a recalar en los madriles. Y si pasas por allí en el entremedio, recuerdos a la Cibeles, como se decía en mis tiempos. Vale.

     

    * Yo tenía pase de pernocta y dormía fuera del cuartel, en una pensión familiar del 50 de Santa Engracia (entonces Joaquín García Morato), en la misma casa donde vivió y murió un ilustre paisano mío, el malogrado José Nogales, miembro el más joven, y prematuramente desaparecido, de la generación del 98.

  4. El mundo occidental también

    El mundo occidental también cuenta con sus sorciers. Al gran sorcier le visitan jefes de gobierno y de estado, ministros y embajadores de los países más desarrollados y le siguen la pantomima como si todos se la creyeran. Luego salen sourciers pederastas y se monta algo de bronca pero al cabo de poco tiempo se les vuelve a besar la mano.

    A los seres humanos nos gustan los saurciers y sus milongas, está claro.

    • Pues sí, nos gustan los

      Pues sí, nos gustan los magos, los brujos, todos los que nos puedan ‘solucionar’ fácilmente los problemas cotidianos.

      Incluso los dictadores que nos ahorren de pensar.

      Pensar, ser racional, es un ejercicio muy duro.

      Un abrazo

  5. Hola Félix, ya te veo al pie
    Hola Félix, ya te veo al pie del cañón. Me alegro de que hayas vuelto bien y todo eso. Fue un placer. Te sigo leyendo.

    • Hola, Zar!
      El placer fue mío,

      Hola, Zar!

      El placer fue mío, hasta que lo del placer sea nuestro en mi próxima visita 😉

      Ha empezado a llover. Ouaga me recibió con una lluvia y temperaturas suaves y anoche llovió en mi pueblo. Salí, como siempre, al jardín a dejarme empapar por la lluvia. Días así compensan un poco.

      Un fuerte abrazo, amigo

  6. Hola Félix, que bien que no

    Hola Félix, que bien que no nos abandonas!!!. Muy divertido tu artículo del 30 de Mayo.Estoy entrando regularmente para que Frontera no se pierda.

    Besos.

    • Gracias amiga, por apoyar

      Gracias amiga, por apoyar fronterad, creo que merece la pena.

      Espero poder continuar, porque cada vez estoy más desesperado por no poder avanzar con lo que quiero hacer aquí.

      Incluso creo que Ouakilou ya está engañándome otra vez, no consigo comprender estas cosas… Me temo que tendré que ‘cortar’ con él. Mira que le insistí que no me engañara después de la 2ª vez que me di cuenta que lo había hecho, pero como si nada…

      Un beso

Comments are closed.