Mr. Bob Dylan en ‘Agosto’

0
289

 

 

Lo último que he visto en 2011 ha sido Agosto (Condado de Osange) de Tracy Letts y dirigida por Gerardo Vera en el Valle-Inclán. Pero no voy a escribir ahora cuánto me gustó la obra ni de las actuaciones estupendas (o casi) de cuatro mujeres, Amparo Baró, Carmen Machi, Alicia Borrachero e Irene Escolar, sino de una de las piezas musicales que suenan durante las transiciones y me dio una sorpresa: una versión muy bonita y que nunca había escuchado del My Back Pages de Dylan, una de mis canciones preferidas suyas. He tenido que preguntar a la gente de producción para saber que es de los cantautores escoceses (que tampoco había oído nunca nombrar siquiera) Dick Gaughan y Andy Irvine.

 

Mi amor por Dylan es de toda la vida, o al menos desde que oigo rock, allá por los 13 años. Recuerdo que Changing of the Guards fue su primera canción que me gustó y cuando al poco descubrí The Freewheelin’ entre los discos de mi padre no podía creer que fuera el mismo cantante de Blowin in the Wind. Pero tampoco quiero hablar ahora de Dylan ni de cuántas ganas tengo de que le den por fin el Nobel de literatura que sin duda merece; y de cuáles son mis canciones preferidas escribiré otro día de estos.

 

Lo que sí quiero escribir ahora, me di cuenta durante la obra –casi cuatro horas dan para mucho-, es una lista de mis versiones preferidas de sus canciones, como hace unas semanas les daba una lista similar de mis versiones preferidas de Leonard Cohen.

 

–         Ya que este post arranca con el My Back Pages de esos escoceses que oí en Agosto, les cuento que hay una versión célebre de los Ramones, speedica como todo lo que ellos cantan. Tan célebre que si ustedes buscan covers de esa canción encontrarán muchos más de la lectura ramoniana que de la original, más lenta, de Dylan. Y hay por supuesto la interpretación célebre de George Harrison, Eric Clapton, Roger McGuinn, Neil Young, Tom Petty y el propio Dylan en el concierto del 30 aniversario de Dylan en el Madison Square Garden en octubre de 1992. Yo estaba allí, por cierto, sí señor, y no se me olvidará en la vida.

 

–         Y como ya he hablado también del Changing of the Guards, aquí va otra versión estupenda, la de Patti Smith en su reciente disco de versiones Twelve.

 

–         De Knockin´ on Heaven´s Door hay muchísimas, quizá es una de las canciones más versionadas del rock, y algunas de ellas famosísimas, como la de Guns n’ Roses, pero mi preferida es sin duda la maravillosa de Antony & the Johnsons.

 

 –        Por supuesto Death Is not the End por Mr. Nick Cave.

 

–         Una de las primeras grandes versiones de Dylan fue la de A Hard Rain´s A-Gonna-Fall de Brian Ferry en el 73. Ha habido otras, claro, y el propio Ferry sacó en 2007 un disco entero con versiones de Dylan, Dylanesque, algunas excelentes. Pero yo me quedo con esa.

 

–         Chimes of Freedom la pienso más como canción de Bruce Springsteen que del propio Dylan, y me gusta especialmente la interpretación con Youssu N´Dour y Tracy Chapman en el disco del Amnesty International Tour de 1998.

 

–         Lo mismo me pasa con I Shall Be Released, que la asocio casi más con The Band. Y Joe Cocker tiene también una versión muy buena.

 

–         The Byrds hicieron muchas versiones de Dylan, incluida una muy buena de Chimes of Freedom. Pero para mí la mejor sigue siendo la de Mr. Tambourine Man.

 

–         De Like a Rolling Stone hay una versión increíble de unos señores que se llaman The Rolling Stones.

 

–         Me gusta mucho la versión de Forever Young que hicieron los Pretenders.

 

–         I´ll Keep With Mine fue casi una canción de Nico, que la cantó en disco antes que el propio Dylan. Pero la versión que a mí me emociona es la de Dean & Britta en ese disco tan raro que es 13 Most Beautiful Songs for Andy Warhol´s Screen Tests.

 

–         Quizá mi canción preferida de Dylan es Is Your Love in Vain y hay una versión maravillosa, muy tori-amos-iana, de la cantautora británica Barb Jungr.

 

–         En España recuerdo muy bien una versión muy freak (y muy mala) del Man Gave Name to All the Animals que hacían Sabina y Krahe en los tiempos de La Mandrágora. Y la maravillosa No puedo enamorarme de ti de Antonio Flores, que también cantó Sabina, y muy bien, es una versión libre del Knockin´ on Heaven´s Door. Pero la versión que me gusta mucho, y que es igual de freak, es la de Juan Perro (Santiago Auserón) y Kiko Veneno de Stuck Inside the Mobile with the Memphis Blues Again.

 

 

Et voilà. Ésta es mi lista. Feliz 2012.

 

J

 

 

 

José Antonio de Ory es escritor, entre otros oficios que lo han llevado a vivir de un lado a otro del mundo: Colombia (en tres ocasiones), la India y Nueva York. Ahora en Madrid, continúa escribiendo cuando le da el tiempo sobre cultura y otras cosas de la vida en este blog, donde se permite contar, y opinar, cómo ve las cosas. Es autor de Ángeles Clandestinos. Una memoria oral del poeta Raúl Gómez Jattin (Ed. Norma, Bogotá, 2004).