R+D

2
386

 

 

R+D son las siglas de Research and Developement, en inglés, Investigación y Desarrollo (I+D) en castellano. 

Ya sé que es información redundante para todos, espero que no os resulte información rebuznante, pero como no sabe uno quién va a acabar leyendo estas cosas…

 

El asunto que nos trae a contaminar la red con artículos simplistas como éste es proponer que más nos valía cambiar el significado de las siglas por Recuperación y Desarrollo (sostenible) o Reciclaje y Desarrollo (sensato), la S ya veremos si se coloca o no, que lo importante es hacer las cosas bien, no cómo las llamamos.

 

Hace unos 2 meses, en uno de esos actos que me muestran las maravillas de la evolución del cerebro humano, de cómo se pueden perder millones de neuronas por día, y de que aunque queden muchas el gasto se acaba notando, me metí en la piscina con el iPhone en el bolsillo del bañador.

Después de 2 largos de piscina, sus 20 ms más o menos, hecha mi ración diaria de deporte, comprendí que los deportistas avezados no solemos brillar por nuestra inteligencia, por más mens sana in corpore sano, que yo ya vengo a acercarme, más bien, a la fase de mens insana, corpore in sepulto.

 

 

Este es mi iPhone que ha vuelto a la vida…, bueno ya sabéis que los ‘zombies’ no quedan perfectos, pero se siguen moviendo y emite ruidillos…


 

Un desgarrador grito cruzó el cielo de Burkina Faso, bueno no todo el cielo, sólo donde yo estaba, ¡otro iPhone a tomar por culo…! Porque ya había perdido o me habían robado otro en FESPACO, en el mes de febrero pasado.

Aquí los dioses y la escatología los mezclo en español, porque con lo partidarios que son (de los dioses, no de cagarse en Ellos) lo mismo me acababan aplicando un correctivo.

Para completar mi tremenda senilidad encendí enseguida el iPhone, justo lo contrario que recomiendan 9 de cada 10 dentistas… Aquello se calentó preocupantemente y cuando escribí a algún amigo enterao de España para ver qué se podía hacer, que son casi 400 €, me dijo lo que me temía: “ni se te ocurra encenderlo hasta pasados 4-5 días, para ver si está completamente seco…”

 

No tengo foto de la cara que se me quedó, que se me está quedando, así que os lo imagináis… de tontolaba.

De viaje de Navidades a España me regalé el tercer iPhone…, ¡dita sea! Porque, por supuesto, me dijeron que estas cosas no se arreglan, que hay que comprarse otro aparato nuevo.

¡Que te aproveche Steve Jobs, si estás en los cielos…!

 

 

El padre de la ‘criatura’, el iPhone, que en paz descanse, el padre, que el iPhone se ha recuperado. Aquí les encantan las esquelas y ponen esquelas hasta por familia lejana, como el Jobs, que no sé yo si tenía parientes por estas tierras…

 


 

De vuelta a Burkina salió la conversación en casa de la familia y mi cuñado, Parfait, me dijo que podíamos intentar arreglarlo.

Se lo dejé y por 15.000 Fcfas (22,5 €) me han hecho un apaño.

 

Es verdad que no ha quedado perfecto, como mi cuñado anuncia con su nombre, pero hace la totalidad de los servicios que hacía (llamadas, agendas y todas las aplicaciones de la Appstore funcionan), salvo las fotos y vídeos digamos recto (las normales), aunque hace las fotos verso, si pinchas apuntándote a ti mismo (no sé si me explico bien, bueno es igual, dejadlo).

 

Burkina Faso recuerda mucho a esas imágenes de La Habana en la que se ven haigas de los años 50 que continúan funcionando sin recambios originales gracias a la habilidad, tesón y paciencia (y lentejas: esto es lo que hay, arréglalo si quieres seguir teniendo coche) de los mecánicos locales.

Vale, hay otro pequeño problema y es que se enciende cuando quiere, que no sé si mirarlo como una mejora, pero con apagarlo asunto resuelto.

 


 

No consigo insertar el vídeo original de Chan-Chan, pero podéis verlo aquí

 

 

 


En todo caso a lo que voy es que si con poco más que un clip, tipo MacGiver, son capaces de arreglarte casi entero la última joya de la tecnología mundial, ¡qué no serían capaces de hacer esta gente con el maletín de mecánico de la Señorita Pepis…!

Con la ventaja añadida no sólo del coste, sino también de la contaminación.

 

¿Por qué tirar tantas y tantas cosas como hacemos en el primer mundo si se pueden seguir aprovechando y siendo útiles?

La respuesta es sencilla (y no está en el viento): mientras la economía de mercado sea el Dios sagrado intocable las cosas no cambiarán.

Está en nuestras manos, los del primer mundo, poner coto a esto.

No habrá desarrollo sostenible, ni siquiera ‘virgencita, que nos quedemos como estamos’ sostenible mientras sigamos con un consumismo desquiciado.

 

Primero, porque la Tierra no da para tanto.

Segundo, porque ni es imprescindible ni lo necesitamos para ser felices.

Tercero, last buy no lest, porque genera hambre, guerras, miseria para millones de personas, aunque no las veamos porque miramos para otro lado.

 

Información Adicional. El COLTÁN

Lo mismo que os explicaba lo que es R+D, os incluyo, brevemente, alguna información sobre el Coltán.

 

Coltán  es el acrónimo de Columbita-Tantalita  y es casi imprescindible para la fabricación de teléfonos móviles, ordenadores, pantallas de TV, cámaras digitales y equipos de alta tecnología (satélites, etc).

El 80% de los recursos mundiales de Coltán está en la República Democrática del Congo, que sufre una guerra desde 1998 por el control de estos recursos estratégicos mundiales.

Os pego la información de la Wikipedia y un vídeo…

 

 

 

Verdaderamente dramático lo poco que sabemos de las vidas humanas que cuesta nuestro estilo de vida… inhumano

 


Así que pensadlo bien la próxima vez que vayáis a cambiar de móvil, aunque deprima un poco más la maltrecha economía de España.

Sin cambios de mentalidad, de sistema económico, cosas que hay que hacer lentamente y a largo plazo si queremos que nuestros nietos (yo ya tengo uno) puedan seguir disfrutando de nuestro planeta y de la vida, que son maravillosos.

 

 

GALERÍA DE RETRATOS DE JAVIER NAVAS

2 COMENTARIOS

  1. si la intención era remover

    si la intención era remover la conciencia de tus ávidos  y desinformados lectores, doy fe que los has conseguido.

    Ahora, y para quitarle coltán al asunto, sería factible regresar a las señales de humo o a las entregas de cartas a uña de caballo (antiguo correo expres) o digo más, al silbo canario?

    Yo creo que si, en mi casa seguimos hablando a gritos……  :o))

    Un millón de abrazos

    • Estoy tan liado que tengo
      Estoy tan liado que tengo abandonado mi blog y a mis queridos lectores que, además, me hacéis comentarios.
      Gracias, querido Javier.
      Un abrazo enorme

Comments are closed.