II Certamen de Texto Señalístico en Galicia

0
90

Bajo la lluvia en Vigo y bajo las atentas miradas de un cuervo marino y un cormorán, bajo varios paraguas, se haya reunido el jurado y público del II Certamen de TSG.

Tras varios días deliberando se ha decidido entregar el 2º Premio del II C. de Texto Señalístico en Galicia al denominado y titulado Perigo indeterminado x, cuyo autor tenemos aquí, a nuestro lado.

A continuación, las razones y explicaciones de la entrega:


El cartel, iniciado con un claro y conciso Risco de incendio, prosigue con otros tres riesgos bien detallados, Cargas suspendidas, Paso de carretillas y Risco eléctrico.

Todo está claro y uno sabe a qué atenerse si.

Es entonces cuando aparece la genialidad, el desvío (muy premiado hoy aquí por nosotros):

Perigo intederminado.

Consideramos que el autor introduce en ese momento, en la parte quinta del texto, un misterio, una x, un cruce.

Si antes (durante las primeras cuatro partes del relato) estaba claro qué podía ocurrir si uno se adentraba en el puerto, a partir del quinto capítulo hay un peligro indeterminado.

¿Qué puede ser?

¿Qué puede ocurrir?

¿Podríamos ser llevados en volandas por cientos de gaviotas?

¿Podríamos ser engullidos por un buque cargado de camiones?

A continuación, el texto prosigue con distintos peligros: caídas posibles muy detalladas (mismo nivel, distinto nivel o por resbalón).

Y prohibiciones claras: entrar, pescar dentro, bañarse dentro.

Parece que ha retomado la dinámica inicial.

Pero al finalizar, el autor muestra su última carta, muestra que no da puntada sin hilo. Vuelve el peligro (solo mencionado junto a la indeterminación) introducido en el cartel, texto, relato, señal:

Perigo caída de coches.



–Quisiera dar las gracias por este segundo premio. Nunca pensé que lo lograría. Siempre quise advertir de algo y pensé que con la indeterminación quedaría todo más claro. No sé si lo logre. En todo caso, quisiera dar mi enhorabuena al primer premiado. Fue su magnífico cartel el que me hizo conocer la existencia de este Certamen, lo que me animó.

Y se despidió de todos nosotros gritando:

¡Arriba la lluvia!

Y lanzándose al agua de cabeza.

Print Friendly, PDF & Email

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, deja tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí