Los Goytisolo, Dalmau – 1975, 2020

0
408

*

En este artículo intentaré presentar unos cuantos datos que se refieren a la vida económica de los habitantes de las Islas Trobriand, una comunidad que vive.

B. Malinowski


Me levanto, casi lloro, miro hacia la ría y le digo:

–Mi amor, quedan solo tres páginas, se acaban los Goytisolo, la vida de los hermanos.

Cierro el libro y se han ido.

Miguel Dalmau lo acaba con la muerte de Franco, el Presentísimo y ubicuo, 1975.

Ya José Agustín ha defendido a Juan:

Te romperé la cara cuando hieras u ofendas a Juan: porque no sólo por hermano le admiro, sino por escritor: por su pluma insumisa.

Ya Luis ha finalizado Antagonía, retratado, descrito una Barcelona.

Ya José Agustín renombró a Julia.

Ya Juan yace en Marruecos, Larache, tumba, nosotros.

don Juan

Don juan

Iremos, cuando podamos volver a Marruecos, a verte.

Pero ahora, aquí, esperando a que nos llamen para trabajar, aplicaciones de job, CVs alterados, másteres fuera, experiencias falsas, vender carcasas, vender vaqueros, vender zapatillas, televender ofertas ventajosas de luz, televender electrodomésticos mejores, aguardar.

O aguardar.

Nuestras vidas, tan diferentes de las 576 páginas leídas.

Ellos se enfrentaron a otra época, otros miedos, otros enemigos. Crearon otras ilusiones, deseos, esperanzas, realidades. Llevaron su vida y obra (de trabajo) a la vez, en general. He leído, es lo que he leído, es lo que llevo leyendo mucho tiempo. Es lo que parece y aparece sobre los antepasados, nuestros antepasados, quienes nos metieron en esto de la inquietud, la curiosidad, las lecturas, el viajar, crear, creer.

Nuestras vidas van desacompasadas, no acordes entre la realidad y el deseo, economía y satisfacción.

Nuestros trabajos no nos corresponden, no se ajustan como guantes a nuestros cinco dedos (ni siquiera a uno de ellos), a nuestras predisposiciones pasadas y continuas.

No nos quieren.

Supongo que todo esto (de esto de lo que estoy escribiendo) ya se ha dicho, escrito, pensado, reflexionado, entendido, expuesto en conferencias, debates, rotondas, etc.

Que ahora es diferente, etc. Clases medias aupadas, exceso de demanda, pérdida de valor del pensamiento, la crítica, la curiosidad, decadencia respecto a, capitalismo tardío, global, catedrales del comercio de puerto a puerto…

Que ahora…

Que ahora la distancia entre la realidad y el deseo es distinta.

Comemos, respiramos, bebemos distinciones.

O simple o sencillamente sobramos.

O quizás no valgamos, nos falte algo, falte la fuerza, el impulso, las ganas, talento, forma, perspectiva, deseo, realidad.

¿Qué será?

¿Qué será?

¿Servimos?

*Servimos.


En cualquier caso, los atisbos y calas en la sociedad del futuro nos han inoculado un saludable escepticismo tocante a la programación estatal de la dicha y afinado, quizás involuntariamente, nuestro sentido del humor.

Los Goytisolo (1999), M. Dalmau



* El 31 de septiembre se celebra en la Facultad de Económicas (obra del genial arquitecto Enric Miralles) de Vigo un seminario en torno al siguiente tema: La parte ajena del sector de las camareras|os: ¿sirven, crean, destruyen o destruirán?

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, deja tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí