Volver en el tiempo

Donde se habla de cierto cine al margen del público obsesionado con el pasado

0
170

Mi reciente revisión de Mind Game, en este fantástico ciclo de dibujos animados inéditos de la filmoteca, me ha traído de vuelta muchas películas ocultas obsesionadas con el pasado. Son obras de orfebrería fílmica, donde el montador brilla, y que pretenden recoger el pasado en pequeños y fugaces insertos.

Aunque este estilo de pequeños “flashbacks” llegó a la extenuación con la serie Lost, son otras filmografías las que han llevado este estilo de narración mínima a un oficio. Tanto la obra de Satoshi Kon, Millennium Actress (2001) o Paprika (2006), como las piezas más experimentales de Krzysztof Kieślowski, El azar (1987) o La doble vida de Verónica (1991), construyen un pasado inmanente en los personajes a través de pequeños planos difíciles de interpretar.

El futuro es el pasado en Millennium Actress

Quizá sea el inicio de El Azar, un excelente carrusel de planos donde se narra una vida hasta la primera veintena, el primer ejemplo de micro narración con éxito. A diferencia del estilo simple de Lost donde el “flashback” tiene una correlación con un evento inmediato, Kieślowski nos presentaba un rompecabezas inicial donde tenemos que enlazar esos planos que construyen una personalidad en las acciones posteriores del protagonista Witek. En pleno alambicamiento narrativo, las tres elecciones del protagonista en el filme se narran en varias líneas temporales. Todo un buen cine narrativo manierista, visualmente entre siniestro y fascinante, que fue prohibido por las autoridades comunistas.

La despedida y su recuerdo, otro plano de memoria en El Azar

La citada Mind Game tiene una estructura menos rígida, menos encorsetada, y presenta a los protagonistas viviendo de sus decisiones en un bucle temporal. Más cómoda en su tono divertido, agradable y bufonesco, tiene incluso una tremenda escena donde alguien muere por un tiro en el culo. Unos planos que uno no imaginaba ver en una pieza instigada por uno de los animadores de Shin-chan, Masaaki Yuasa. Película repleta de escenas surreales, de proyecciones de Nishi y su troupe, todas ellas se apoyan en pequeños planos del pasado.

Surrealismo como hiperrealismo en Mind Game

Elecciones que condicionan vidas, caminos inconclusos que llevan a destinos absurdos; inevitables ríos que acaban en el mar: quizá por esto estas películas encuentren eco en nuestros recuerdos.

Print Friendly, PDF & Email

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, deja tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí